Guaidó pide hoy en las calles al Ejército que deje entrar la ayuda

El líder opositor asegura contar con 100.000 voluntarios para canalizar la asistencia almacenada en la ciudad fronteriza de Cúcuta

R. C.

Los opositores venezolanos, encabezados por su líder, Juan Guaidó, marcharán hoy en todo el país para exigir a los militares que desconozcan la orden del presidente, Nicolás Maduro, de impedir el ingreso de la asistencia humanitaria de Estados Unidos. Guaidó, reconocido por medio centenar de países como mandatario interino legítimo, considera que «la organización y movilización de todos será clave para que ingrese la ayuda y lograr el cese de la usurpación». Unos 100.000 voluntarios, añadió, se han inscrito ya para colaborar en la operación.

Alimentos y medicinas enviados por Estados Unidos y otros países permanecen desde el jueves en un centro de almacenamiento en la ciudad colombiana de Cúcuta, junto al puente fronterizo de Las Tienditas, bloqueado por militares venezolanos con dos contenedores y una cisterna. Maduro, quien niega que exista una «crisis humanitaria», rechaza la ayuda por considerarla la puerta de una intervención militar de Washington, además de un «show político». El presidente culpa a las sanciones estadounidenses de la escasez de alimentos y medicinas que, junto con la hiperinflación, hacen la vida imposible a los venezolanos. Unos 2,3 millones emigraron desde 2015, según la ONU, debido a la peor crisis en la historia reciente del país petrolero.

El ministro de Defensa, Vladimir Padrino, anunció que la Fuerza Armada tiene «presencia reforzada en toda la frontera». Con el objetivo de fracturar al Ejército, columna vertebral del Gobierno, el líder opositor ofreció una amnistía a los militares que desconozcan a Maduro y les advirtió de que impedir la entrada de alimentos y medicinas es un «crimen de lesa humanidad». La semana pasada, además, EE UU anunció que considerará eximir de sanciones a todo militar venezolano de alto rango que reconozca a Guaidó. «No hay sanciones que amilanen ni fracturen la dignidad nacional» de los militares, reaccionó Padrino, uno de los afectados por las medidas punitivas de Washington.

Guaidó cuenta con el decisivo impulso de EE UU y un creciente respaldo de América Latina y la Unión Europea. Una conferencia sobre ayuda humanitaria está convocada para el jueves en la sede de la Organización de Estados Americanos en la capital estadounidense, con representantes de gobiernos, organismos multilaterales, empresas y ONG.