El ataque al corazón de la petrolera saudí provoca el alza de los precios

La mayor refinería del planeta sufre un ataque y el mundo entero se resiente. Porque, en estas primeras horas, los precios del crudo han subido a su nivel más alto de los últimos 4 meses. Trump bramaba en Twitter que Estados Unidos está cargado y listo para responder pero ha echado el freno en su dedo acusador, después de haber señalado en las primeras horas directo a Irán, como inductor del ataque. Además ha ordenado liberar las reservas de petróleo estadounidenses para paliar el bajón en la producción de Arabia Saudí, que es el país que más crudo inyecta a las necesidades de todo el mundo. Porque tras el ataque con drones contra 17 objetivos en  el corazón de la industria petrolera Saudí, reivindicado por los rebeldes hutíes del vecino Yemen, financiados y armados por Irán, se ha producido una caída del 5% de la producción mundial. Por ahora, nada menos que 5.7 millones de barriles menos al día, y los mercados conteniendo la respiración ante el alza de los precios... -Redacción-