Histeria en televisión por el 'nuevo Chávez'

Las tertulias y anuncios en las cadenas para disuadir el voto por el líder tabasquero solo refuerza el deseo de sus simpatizantes a apoyarle

M. GALLEGO C IUDAD DE MÉXICO.

El fantasma de Venezuela que se azuza en todas las campañas donde un candidato de izquierda amenaza al establishment político no ha sido suficiente para frenar a Andrés Manuel López Obrador. Y no es que no se haya intentado.

En el anuncio «Estamos a tiempo», que paga el Partido de Acción Nacional (PAN), la pantalla dividida en dos enfrenta al líder tabasqueño del Morena con el caudillo bolivariano que, como él, prometió refrendar su mandato en las urnas a mitad de su gobierno «y fue un fraude, Chávez estuvo en el poder 14 años», recuerda el vídeo.

La presidencia está en juego, hay que asustar más y combatir el discurso de quienes dicen que «México necesita un cambio», explica en la calle Leo Arenal, uno de los jóvenes de clase media a los que López Obrador ha convencido. «Ya tuvimos al PRI siete décadas, probamos con el PAN y el PRD, vamos a darle a este la oportunidad, a ver qué hace». Boom. A un enunciado semejante en televisión, las imágenes se vuelven sepias. «El peso se desmorona, la inflación ha llegado al 35%, violencia en las calles», sacude el spot televisivo con imágenes apocalípticas.

Para los que no ven televisión, los móviles suenan con falsas encuestas. «Tú sabes que es un peligro para México, ¿por quién votarás? Para votar por Ricardo Anaya, pulsa el 1, para votar por...». El de Tabasco es el último y la llamada finaliza antes de que dé tiempo a pulsar el 4. «Si no has decidido tu voto y simpatizas con López Obrador, este mensaje te interesa más», comienza otra. «Como sabes, está criticando a los empresarios y eso pone en riesgo la inversión y los miles de empleos que ofrece. ¿Tú estás de acuerdo con que arruine la inversión nacional y extranjera?».

El miedo ha dejado de funcionar entre la clase media, pero alcanza niveles de pánico entre las élites. En las tertulias televisivas avanzan ya la hecatombe del país en manos del nuevo Chávez y hacen análisis de los muchos errores que han permitido que llegue tan lejos.

 

Fotos

Vídeos