La mayor tromba que ha sufrido la provincia de Málaga

Hoy, continúan las tareas de limpieza. /SUR
Hoy, continúan las tareas de limpieza. / SUR

El Gobierno estudia la declaración de zona catastrófica y moviliza al Ejército para cooperar. Un registro histórico de casi 400 litros por metro cuadrado obliga a desalojar a decenas de vecinos, destroza carreteras y llena los embalses del interior

Ignacio Lillo
IGNACIO LILLOMálaga

El cielo se derrumbó sobre los tejados, las calles y los ríos del interior de la provincia y el extremo occidental de la Costa del Sol durante la madrugada y la mañana del domingo, 21 de octubre, una fecha que ha quedado ya para las efemérides históricas. El fenómeno de la Depresión Aislada en Niveles Altos (Dana), que había motivado desde el viernes anterior un aviso de nivel rojo (riesgo extremo) en la provincia, tardó en llegar, pero al final lo hizo, y dejó patente todo su potencial destructor, tanto en las comarcas del Guadalteba y Guadalhorce como en Estepona.

El punto de mayor descarga fue Ardales, donde el pluviómetro de la red Hidrosur de la Consejería de Medio Ambiente ha registrado un total de 396 litros por metro cuadrado durante la jornada de ayer, de los que 309,6 se recogieron en sólo doce horas. Para calibrar el alcance cabe decir, en primer lugar, que ha pulverizado el récord anterior, que estaba datado el 27 de septiembre de 1957, con 313 litros por metro cuadrado. Si esta cantidad llega a caer en la capital malagueña habría ocasionado una catástrofe todavía mayor de la que se ha vivido, según advierten los meteorólogos, que la califican como «una bomba». En ese caso, además, habría dejado el 70% de todo lo que llueve en un año completo (550 litros por metro cuadrado es la media en el Aeropuerto, que es el registro oficial). Y ello, prácticamente en sólo una noche.

El segundo ha sido la comarca de Guadalteba. El medidor oficial más cercano a esta zona, el del embalse del mismo nombre, refleja nada menos que 316 litros por metro cuadrado, que han sido los causantes de las graves inundaciones en la zona. La Dana ha alcanzado niveles alarmantes también en la Serranía de Ronda (220) y en Estepona (140).

Con estas cifras, la tragedia estaba servida. Una riada se cobró una víctima mortal, un bombero del Consorcio Provincial, perteneciente al cuartel de Antequera, que formaba parte del operativo de rescate y al que la fuerza del agua arrastró durante la madrugada al volcar el camión en el que viajaba. El cuerpo fue localizado varias horas después del suceso.

La Dana describió un arco por el interior de la provincia, cuyos efectos devastadores comenzaron en la comarca del Guadalteba y alto Guadalhorce; para seguir después por Ronda, hasta llegar finalmente a Estepona, por donde salió hacia el Atlántico. En su primera escala, Campillos, Teba, Bobadilla Estación, Carratraca, Ardales y Casarabonela se inundaron total o parcialmente, y movilizó tanto a los efectivos disponibles de los diferentes cuerpos locales y provinciales, como a vecinos voluntarios con excavadoras y herramientas propias. La lluvia no dejó de apretar durante la madrugada y decenas de vecinos se vieron obligados a abandonar sus casas, a intentar evitar que el agua entrase en ellas o a pasar la noche en el coche. Ya por la mañana extendió las inundaciones a Benaoján, El Burgo, Yunquera y, finalmente, aterrizó en Estepona. El Centro de Emergencias 112 calculó que miles los ciudadanos estaban directamente afectados, con 621 incidencias atendidas, en un territorio con unos cien mil habitantes.

SALVADOR SALAS / ÑITO SALAS

La Junta de Andalucía activó la situación 2 del Plan de Emergencias por inundaciones, con medio millar de incidencias registradas. En esta coyuntura, el Gobierno movilizó a a la Unidad Militar de Emergencias (UME), al mando del teniente coronel Garcés. El equipo de Reconocimiento y Primera Intervención, con base en Morón de la Frontera, se puso a disposición del dispositivo de Mando Avanzado, situado en Antequera. A esta se sumaron unidades de Madrid y Valencia, con 85 militares y 35 vehículos. Ayer mismo empezaron a trabajar en Campillos, y la gran parte de las labores que realizará el Ejército se desarrollarán a partir de este lunes en ese municipio, Sierra de Yeguas y Teba.

La UME se unió a los 200 efectivos movilizados por la Guardia Civil de distintas unidades –Seguridad Ciudadana, Montaña, Actividades Subacuáticas y Tráfico– coordinados por la Central Operativa. Además, han participado tres helicópteros. En cuanto al Cuerpo Nacional de Policía también ha sumado un helicóptero a las tareas de reconocimiento y rescate y cuenta con 100 agentes operativos de las comisarías de Antequera y Ronda, así como efectivos de varias unidades de UPR desplazados desde la Comisaría Provincial.

Los meteorólogos describen esta Dana como «una bomba» que habría hecho todavía más estragos si llegar caer en la capital

El delegado del Gobierno en Andalucía, Alfonso Rodríguez Gómez de Celis, indicó que ya se está trabajando y empezando a elaborar técnicamente la declaración de zona catastrófica» en puntos de la provincia de Málaga afectadas por lluvias que han llevado a la Junta de Andalucía a activar la situación 2 del Plan de Emergencias ante el Riesgo de Inundaciones. Los alcaldes de los municipios afectados están convocados hoy en la Subdelegación del Gobierno a una reunión en la que también participarán la Junta y la Diputación para hacer una primera evaluación.

La parte positiva de lo ocurrido es que los embalses han ganado en apenas 24 horas casi cien hectómetros cúbicos de reservas, un récord histórico. La jornada de ayer fue muy complicada para los gestores de las presas, especialmente los del sistema Guadalhorce, donde las fuertes escorrentías ya habían hecho ganar, al cierre de esta edición, unos 84 hectómetros cúbicos. Con ese agua se podrá abastecer a la capital y al Valle del Guadalhorce durante casi dos años. Esta cifra es superior a la capacidad total de un pantano como el de La Concepción, que abastece a la Costa del Sol; y supone el 15% de la capacidad total de agua embalsada en la provincia (unos 600 Hm3). El nivel de reservas actual, superior a los 422 Hm3, duplica el que había hace justo un año.

Además

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos