La masonería, lejos de sus leyendas negras

La 'tenida blanca' tuvo lugar en la Capilla del Convento de Santo Domingo./ M. García
La 'tenida blanca' tuvo lugar en la Capilla del Convento de Santo Domingo. / M. García

Tres ponencias y una 'tenida blanca' protagonizan el primer congreso en Ronda sobre estas sociedades secretas agrupadas en logias

MARÍA GARCÍA

«Simplemente somos personas, que reconocemos nuestras imperfecciones y que integrados en la masonería, con nuestro esfuerzo individual y guiados por la enseñanza de todos los demás Hermanos, pretendemos ser mejores para nosotros mismos y para los demás. Útiles, honestos y justos para la sociedad y todo ello en paz, libertad y en democracia». Así definió ayer a la Masonería uno de los ponentes del I Congreso de Masonería de Ronda, Pedro Alamillos, maestro masón de la logia La Constitución número 63. Una definición muy alejada de todas esas leyendas negras que siempre han rodeado a la masonería y que no dejan de ser eso, leyendas, que aunque se vendan con un envoltorio realista, no es la realidad.

Durante estos días, y desde la Ciudad del Tajo, un congreso organizado por Turismo de Ronda ha servido para acercar la masonería a la ciudadanía gracias a tres charlas pronunciadas además de por Alamillos, por Ascensión Tejerina, Ex gran maestra y expresidenta de la Gran Logia Simbólica de España, y Leandro Álvarez, catedrático de Historia Contemporánea de la Universidad de Sevilla.

Además, en el marco de este congreso se ha celebrado una 'tenida blanca', que es la forma en que los masones se reúnen asamblearia y oficialmente para desarrollar el método masónico. En ellas, se debate sobre 'planchas' masónicas, trabajos originales que sirven de base para un debate posterior sobre el tema en cuestión. Eso sí, nunca será sobre política ni sobre religión, ya que está prohibido hablar sobre estos asuntos entre los masones. Según se explicó durante las jornadas, este método es como el camino que hay que seguir.

Eso sí, el acceso al método es selectivo y con consentimiento, ya que hay que realizar una solicitud de ingreso por escrito, es decir, una confirmación de la voluntad de iniciar el camino. Además, hay pruebas de acceso para comprobar la disponibilidad (compromiso en recorrer el camino) y, por último, hay que cumplir unos requisitos (comprobar la capacidad para recorrer fielmente el camino), siendo honrado, libre y de buenas costumbres, con una sinceridad a toda prueba y reconociendo la existencia de un principio regulador.

Símbolos

Aunque los masones son libres para elegir su religión, hay un principio inamovible en la masonería: la creencia en el Gran Arquitecto del Universo, que simboliza todo principio creador.

Asimismo, son recurrentes numerosos símbolos en la masonería. Los más significativos son la escuadra y el compás. Según se ha explicado a SUR, esto responde al hecho de encontrarse entre los más antiguos instrumentos del constructor tradicional.

Así, el compás evoca la prudencia, la justicia o la templaza. Por su parte, la escuadra indica al iniciado que si cumple con exactitud los deberes que se le han impuesto, debe esperar recibir la luz.

Temas

Ronda

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos