Joaquín Villanova asume la alcaldía y marca un rumbo de crecimiento participativo para Alhaurín de la Torre

Joaquín Villanova recibe el bastón de mando de manos de la presidenta de la mesa de edad, Jéssica Trujillo. /Fernando Torres
Joaquín Villanova recibe el bastón de mando de manos de la presidenta de la mesa de edad, Jéssica Trujillo. / Fernando Torres

El pleno de investidura se celebra sin sorpresas y el popular tomael bastón de mando con la mayoría absoluta de la cámara

Fernando Torres
FERNANDO TORRES

En octubre de 1996, un joven Joaquín Villanova asumía la alcaldía sucediendo a Francisco Rodríguez para terminar el mandato. Desde entonces, este político alhaurino ha ido encadenando mayorías absolutas de forma ininterrumpida. Las elecciones del pasado 26 de mayo le dieron un concejal más de los que le arropaban en la legislatura anterior (doce en vez de once, gracias a 1.709 votos más). Con ese importante apoyo sobre la mesa de presidencia del salón de plenos, Villanova ha vuelto a coger el bastón de mando tras una votación secreta sin sorpresas que harán que cumpla 27 años como regidor, una de las cifras más elevadas de la provincia en cuanto a municipios de más de 40.000 habitantes.

En su discurso de investidura, Villanova ha sentado el rumbo político y económico que seguirá el municipio durante los próximos cuatro años, y lo hará en una línea continuista con respecto al anterior mandato, con especial importancia al crecimiento y también a la participación ciudadana. «Estamos convencidos de que nuestra gestión y el crecimiento sostenible pero imparable de este Ayuntamiento es parte importante de nuestro éxito», ha expresado. Sus primeras palabras como alcalde, no obstante, han estado dirigidas al resto de los concejales para darles la enhorabuena, «especialmente a aquellos que se estrenan en el servicio público».

En lo personal, ha reconocido que «jamás» habría pensado llegar «hasta aquí», pero que se siente animado y arropado «por los miles de votantes» que han manifestado su apoyo expreso en las urnas. También ha destacado «el consenso de la cámara», que ha ido acrecentándose especialmente en los últimos cuatro años.«Podemos decir orgullosos que en torno al 70% de las medidas y mociones se aprueban por unanimidad», ha apuntado.

Llegado el turno de los proyectos, ha vuelto a hacer hincapié en la importancia que su equipo de Gobierno está imprimiendo en la participación ciudadana, con los jóvenes consejos sectoriales como punta de lanza, arropados por otras herramientas de comunicación como la Línea Verde o Civicity, un portal de propuestas vecinales. «Hablamos de cientos de propuestas que nos llegan de forma directa».

Un momento de la votación secreta del pleno.
Un momento de la votación secreta del pleno. / F. Torres

También ha remarcado, como era previsible, algunas de las grandes propuestas económicas de su programa, con especial mención al desbloqueo de la Ciudad Aeroportuaira,«para que deje de ser un proyecto y se haga realidad». Ha anunciado más parques empresariales, más polígonos, bonificaciones a ciertas tasas, como la de apertura de negocios «para fomentar el empleo», y otras medidas de impacto a corto plazo. También prestará «especial atención» a la «industria verde» y a la «tecnológica y de proximidad».

Sin embargo, ha pedido altura de miras: «Las urgencias del presente no deben quitarnos la vida del futuro». Se ha referido a continuación al plan estratégico de Alhaurín de la Torre y a la Agenda 2030 como grandes hilos conductores para los años que vendrán. «Tenemos por delante un mandante apasionante por los retos que nos presenta».

Mesa de edad

El pleno ha tenido un punto llamativo a causa de la constitución de la mesa de edad. Este órgano, encargado de dirigir los plenos en los que el alcalde o alcaldesa no puede hacerlo (mociones de censura y plenos de investidura), está presidida por el concejal de mayor edad, acompañado del más joven, que hace las veces de vocal. En este mandato, el edil más veterano es el propio alcalde, que ha conducido, por tanto, la sesión desde el principio hasta dar las gracias a todos los asistentes al término de su discurso. La concejala más joven, Jéssica Trujillo (del Partido Popular), ha asumido la presidencia de la cámara en el momento en el que Villanova ha jurado el cargo. De hecho, ha sido ella quien le ha impuesto la medalla corporativa y le ha entregado el bastón de mando.

Resultados de las pasadas elecciones