La Casa de la Juventud tendrá un salón escénico y de conciertos

Recreación del proyecto para la Casa de la Juventud. /SUR
Recreación del proyecto para la Casa de la Juventud. / SUR

El Ayuntamiento reforma las instalaciones municipales de forma integral aunque seguirá «peleando» por conseguir el teatro

Fernando Torres
FERNANDO TORRES

La primera fase del proyecto de reforma de la Casa de la Juventud, actualmente en obras, verá la luz a principios de mayo. Así lo anunció ayer el alcalde de Alhaurín de la Torre, Joaquín Villanova, en una visita al edificio para supervisar el desarrollo de estos trabajos. Actualmente, el Ayuntamiento ejecuta dos actuaciones en el inmueble. Por un lado, la remodelación de su Salón de Usos Múltiples, que verá potenciado su carácter escénico para albergar actos, eventos y actividades y por otra parte, se está mejorando el ala administrativa y de talleres, donde se encuentran el vestíbulo principal, los despachos, atención al público, sala de informática y demás aulas.

La reforma que está en marcha es integral, según explicó el regidor, que ayer anunció que el Consistorio ya cuenta con un anteproyecto para convertir este espacio en un Centro Juvenil Multifuncional con tres plantas para atender a todo el movimiento asociativo y juvenil de la localidad.

«Cada vez tenemos más asociaciones y más jóvenes que se implican en el día a día y que demandaban un espacio como este», explicó. La primera obra que finalizará será la del Salón de Usos Múltiples, que se prevé que termine a finales de abril para su puesta en servicio en mayo (el Ayuntamiento baraja celebrar un festival juvenil para la apertura). Para ello se instaló una estructura de hierro sobre la que se asienta la nueva cubierta, que sustituye a la anterior realizada con placas de fibrocemento y que presentaba «un alto grado de deterioro y filtraciones durante las lluvias», según informó el Ayuntamiento ayer a través de un comunicado.

La nueva estructura carga sobre unas vigas metálicas y placas de anclaje y soldadura que se están conectando a los pilares, y cuenta con paneles con materiales más modernos que servirán para mejorar el aislamiento térmico y acústico del recinto, así como para facilitar la evacuación del agua de lluvia a través de un canalón oculto. Se acabará así con la humedad y las goteras que afectaban al anterior salón, y que se había convertido en uno de los principales impedimentos a la hora de organizar eventos.

Los trabajos se encuentran ya bastante avanzados según el comunicado municipal, y restan los acabados y la instalación del suelo. El Salón de Usos Múltiples de la Casa de la Juventud, que tiene una superficie de unos 640 metros cuadrados, formaba parte en su día de las dependencias de la antigua fábrica textil de Punto Industrial (1965-1982). Tras varios años de abandono, una reforma municipal en los años 90 permitió albergar estas dependencias destinadas a la población juvenil que, con el tiempo, terminó por presentar distintas deficiencias, entre ellas el mal estado de los baños, la falta de accesibilidad o la filtración de agua de lluvia en la cubierta.

Pese a este nuevo espacio escénico, Alhaurín de la Torre seguirá peleando por su Teatro Municipal, ya que el nuevo salón «nunca podrá sustituir» unas infraestructuras como las proyectadas para la localidad. Actualmente están sin presupuesto: «Alhaurín de la Torre merece un teatro en condiciones y seguiremos trabajando para ello», concluyó.