Los ayuntamientos del interior de la provincia estiman que las pérdidas del temporal superan los 128 millones

Doce tractores cortan la A-384 para presionar al Gobierno. /SUR
Doce tractores cortan la A-384 para presionar al Gobierno. / SUR

La Subdelegación del Gobierno está pendiente de perfilar la cifra. Los alcaldes mantienen sus protestas con otra carretera cortada

Fernando Torres
FERNANDO TORRES

En plena efervescencia por la llegada de las ayudas tras el temporal, la Subdelegación del Gobierno emitió ayer la primera estimación global de los daños producidos en los municipios afectados. La subdelegada María Gámez explicó que tras recopilar todos los informes municipales, las pérdidas superan la cifra de 128 millones de euros. No obstante, este total «será revisado», ya que la premura de los consistorios para tramitar las evaluaciones de cara a las solicitudes de fondos públicos puede haber producido oscilaciones.

Gámez dio el dato en declaraciones a la cadena SER, y apuntó que esos 128 millones incluyen todas las infraestructuras afectadas, tanto privadas como públicas, ya sean municipales o de la propia Diputación Provincial (están incluidos, por ejemplo, los nueve millones para carreteras provinciales).

La valoración llegó dos días antes de que el Consejo de Ministros declare este viernes a los municipios como zona afectada gravemente por emergencia de protección civil (antigua figura de zona castastrófica). Gámez aseguró que en estos casos no es habitual que el Gobierno anuncie cuánto dinero público se destinará a atender las necesidades logísticas, sino que esta declaración aumenta el radio de acción de la administración central y abre la puerta a más supuestos a que soliciten las ayudas.

Tensión política

La declaración de zona de emergencia lleva envuelta desde el pasado fin de semana en una tensión política que no pasa desapercibida para Gámez, quien dijo entender a los alcaldes en sus reivindicaciones y a los vecinos en su demanda de información sobre las ayudas: «Habría que informar más sobre la respuesta del Gobierno», reconoció. Al tiempo que la subdelegada hacía su valoración, los vecinos de Teba, Campillos y Ardales cortaban una segunda carretera en su calendario de movilizaciones para presionar a la administración. Ayer fue el turno de la A-384 en su conexión con la A-357, es decir, el acceso a Campillos desde Antequera, mientras que el pasado martes los mismo doce tractores cortaron la carretera de Ronda (A-367).

Ayer los vecinos marcharon sobre el asfalto, de nuevo con pancartas y proclamas que recuerdan la obligación de intervención por parte del Gobierno. La Guardia Civil supervisó que la protesta no provocase incidentes y se realizara sin poner en riesgo la seguridad de manifestantes y conductores.

Ayer, el alcalde de Teba, Cristóbal Corral y el de Campillos, Francisco Guerrero (ambos de Izquierda Unida), recordaron que sus reivindicaciones están libres de color político como le han reprochado . Corral puso como ejemplo el apoyo del grupo municipal del PSOE, que se ha sumado a las acciones y ha asegurado que no formará parte de la campaña electoral de Andalucía hasta que el Gobierno no de una respuesta.

Guerrero destacó que su reivindicación «es justa» tras el espaldarazo del Consejo de Ministros del 26 de octubre en el que no se llevó a cabo la declaración. «Como nos engañaron una vez no nos creemos lo de este viernes», aseguró. Hoy habrá una manifestación en Teba y habrá autobuses para protestar en Madrid el viernes.

Díaz pide rebajar las 35 peonadas para el subsidio agrario de los afectados

La presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, solicitó ayer al Gobierno central que estudie la aplicación de una «rebaja de las 35 peonadas» anuales que precisan completar los jornaleros para poder cobrar el subsidio agrario para favorecer a los municipios andaluces afectados por las inundaciones. Durante su intervención en la inauguración en Córdoba de la jornada 'Otra PAC + social y con perspectiva de género es posible en Andalucía', justificó la reducción en las peonadas argumentando que los daños causados por el temporal y las consiguientes riadas han afectado a un gran número de explotaciones agrarias. La presidenta considera «de justicia» recudir el mínimo ya que muchas jornadas no se podrán efectuar.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos