Las ventas de móviles de Huawei caen un 40% en todo el mundo tras el veto de Trump

Dos mujeres observan en una tienda uno de los últimos móviles lanzados por Huawei. :: efe/
Dos mujeres observan en una tienda uno de los últimos móviles lanzados por Huawei. :: efe

El fundador prevé que los ingresos estén 27.000 millones de euros por debajo de lo esperado, después de un mes de retrocesos

EDURNE MARTÍNEZ

madrid. La guerra comercial entre EE UU y China se ha expandido a todos los países donde la tecnológica Huawei tiene mercado. El fundador de la firma china, Ren Zhengfei, reveló ayer que las ventas de 'smartphones' fuera de China han caído un 40% entre mayo y junio después de que el presidente Donald Trump decidiera prohibir a las empresas estadounidenses la compra de tecnología de Huawei por -como sospecha pero no ha demostrado- haber espiado sus comunicaciones.

«Sí, cayeron un 40%», se limitó a responder Zhengfei en una rueda de prensa celebrada en la sede de la empresa en Shenzhen (China). Además, reconoció que los ingresos de la compañía estarán este año unos 30.000 millones de dólares (27.000 millones de euros) por debajo de sus pronósticos iniciales tras la presión de EE UU a sus productos desde hace un mes.

Es más, indicó que la facturación derivada de las ventas de móviles caerá hasta los 100.000 millones de dólares (89.000 millones de euros) durante este año y el que viene, lo que significa una caída del 10% con respecto a 2018. Pero el fundador pronostica que a finales del año que viene o principios de 2021 «podremos volver a tomar inercia de crecimiento». Además, indicó que las ventas dentro de China están creciendo «muy rápido».

El plan de la tecnológica era alcanzar unos ingresos que superaran los 110.000 millones de euros este año. Y es que Huawei ganó un 25% más en 2018, con una facturación de 94.800 millones de euros a través de la venta de unos 206 millones de teléfonos móviles en solo un año. Aproximadamente la mitad se entregan en China y el resto en el extranjero, por lo que estas cifras indicarían un descenso anual en las ventas de unos 40 millones de unidades.

Estados Unidos incluyó en mayo a la tecnológica china en la 'lista negra' de empresas con las cuales las firmas estadounidenses no pueden hacer negocios sin el permiso expreso de Washington. Tras esa decisión, fabricantes de 'hardware' y 'software' han decidido parar o cancelar su relación comercial con la firma del gigante asiático. Entre ellas se encuentran multinacionales de la talla de Google o el fabricante de microchips ARM, además de las operadoras Vodafone o British Telecom.

Consecuencias en España

En España, la compañía había conseguido el segundo puesto en el ranking de venta de móviles -solo por detrás de Samsung-, pero ahora mira con miedo las cifras de negocio tras el veto de Trump. La empresa, que cuenta con 1.200 empleados en nuestro país, confirmó ayer los datos de Zhengfei después de haber reconocido una caída de las ventas en España. «Era imposible que no tuviera una repercusión en los consumidores», dijo Pablo Wang, máximo responsable del área de Consumo en una rueda de prensa hace un par de semanas en su sede de Madrid. La noticia se conoció el pasado 19 de mayo y la compañía sufrió un descenso «muy fuerte» en las ventas los dos días siguientes «de entre un 25% y un 30%», afirmó el portavoz.

Sin embargo, quiso calmar los ánimos anunciando que pocos días después ya empezaron a reportar subidas y que los promotores de sus distribuidoras de móviles les habían confirmado que han «recuperado la cuota de venta» de principios de mes. «Los consumidores han entendido que los productos existentes no van a tener ningún problema», explicó Wang. La compañía no especifica qué cantidad de 'smartphones' se corresponden con ese 30% de caída durante los dos primeros días, pero a juzgar por el ritmo de ventas, podrían estar hablando de cientos de miles de unidades.