Santander mejora la cuantía de las prejubilaciones del ERE

Ofrece un abono del 75% del salario a partir de los 55 años en la que, advierte, es su última propuesta, a la espera de fijar el número de salidas

J. M. CAMARERO

madrid. Quinta reunión entre la dirección del Banco Santander y los sindicatos y nueva propuesta encima de la mesa de la negociación del Expediente de Regulación de Empleo (ERE) para culminar la integración del Popular. La entidad ha extendido las condiciones económicas que hasta ahora ofrecía a determinados colectivos a un mayor número de trabajadores que se acojan al proceso. Por una parte, ha aceptado que las prejubilaciones para los mayores de 55 se calculen con el 75% del sueldo -hasta ahora les ofrecían un 70%-, una medida que se había planteado exclusivamente para los mayores de 58 años, explican fuentes sindicales.

Por otra parte, el banco también ha propuesto que los empleados con 50 y 51 años se acojan al plan de salida en igualdad de condiciones que los que tienen entre 52 y 54, con un pago único del 60% del importe pensionable por seis años.

De esta forma, las salidas planteadas con una indemnización por despido afectarían a quienes se encuentren por debajo de los 50 años, y no por debajo de los 52 como estaba previsto hasta ahora. A este colectivo le correspondería una indemnización de 40 días de salario por año trabajado con un máximo de 24 mensualidades, frente al mínimo legal de 33 días por año, según marca la legislación actual.

Los sindicatos confían en la próxima reunión -este mismo jueves- para conseguir nuevas cesiones aunque desde UGT indican que la entidad les habría comunicado que su propueta «no tiene más recorrido» y ha dejado entrever que es su «oferta final». Queda por determinar el número de afectados, inicialmente planteado en 3.713 y rebajado después a 3.464. El banco podría recortarlo aún más pero todavía se desconoce hasta qué nivel.