Qué están comprando y vendiendo los mejores fondos de Bolsa del año

Analizamos cómo mantienen a cierre del semestre sus carteras los fondos de renta variable ibérica que más suben en el ejercicio

REGINA R. WEBB MADRID.

Mientras el Ibex-35 sigue dándose cabezazos contra la cota psicológica de los 10.000 puntos hay fondos que se desmarcan de la lateralidad. En un año en el que el selectivo nacional es incapaz de superar sus pérdidas, hay gestores de renta variable que han generado valor para sus inversores con su correcta selección de compañías. Estrategias que, incluso, ganan más de un 10% en esta primera mitad de año. Preguntamos a sus artífices cuáles han sido las claves de este semestre y cómo se están preparando para la segunda mitad.

Desde principios del ejercicio el primer y segundo puesto del ranking se lo han disputado el Mediolanum Small&Mid Caps, manejado por Trea Asset Management, y el Gesconsult Renta Variable, de la gestora independiente Gesconsult. Una coincidencia que se explica por el pasado en común de los analistas de ambos fondos, que ya trabajaron juntos en la segunda firma hasta finales de 2017.

En Mutuactivos buscan compañías que reúnen tres pilares, según cuenta Ángel Fresnillo, director de renta variable: la creación de valor a largo plazo, calidad y estabilidad. «Nos interesan sobre todo historias que tengan sentido a largo plazo», afirma el gestor del Mutuafondo España. Esos requisitos las encuentran en sus principales posiciones a cierre de junio: Euskaltel, Telefónica, Bankia y Almirall.

En el caso del Magallanes Iberian Equity, de la gestora de filosofía 'value' (valor) Magallanes Value Investors -que sube más de un 7% en el año y que, excluyendo el segundo fondo de Trea AM del ranking, estaría en quinto lugar-, los principales motores en este primer trimestre han sido Almirall, Naturgy (Gas Natural), Fluidra e Iberpapel, así como la portuguesa Semapa. Tener un toque de Portugal en la cartera ha ayudado para sobrevolar el Ibex-35. En Metagestión lo canalizaron a través de la productora lusa de tapones de corcho Corticeira.

En palabras de Alfonso de Gregorio, cogestor del Mediolanum S&M Caps y de Trea Iberia Equity, «tan importante ha sido estar en las compañías adecuadas como no estar». Trea AM puede presumir de incluir dos estrategias distintas entre más rentables del año. El secreto para que el fondo de Mediolanum bata a todos ha sido un peso mayor en industriales y en papeleras como Ence, Europac y Altri, que también han coronado al Gesconsult Renta Variable. De Gregorio sigue temeroso de la gran banca, pero supo explotar el valor de financieras más «tapadas» como Catalana Occidente, una entidad poco conocida en comparación con el sector aunque ha impulsado las carteras de Trea, Gesconsult y Metagestión. «Se suma una atractiva gestión del capital por parte del equipo gestor (sin realizar ampliaciones de capital) y una política de distribución del dividendo prudente», defienden desde el equipo de Metagestión. El primer trimestre del año fue uno de los más activos para los gestores. Y es que la fuerte corrección de febrero y marzo dejó a precio de 'ganga' varias de las compañías que ya estaban en el radar de los gestores.

Los últimos tres meses han servido para reforzarse en esas ideas. Por ejemplo, Inditex, que para Magallanes Value Investors ha sido «la oportunidad de comprar una compañía que siempre hemos identificado como un modelo a seguir», según explica Mercedes Azpíroz, del área de relación con inversores de la firma. «La compañía está ahora enfocada en implementar su modelo híbrido de venta, con recurso a su plataforma 'online' y tiendas físicas, que está siendo un éxito y que ya representa el 10% de sus ventas con tasas de crecimiento muy altas», cuenta.

Nuevas ideas

Ahora bien, eso no quiere decir que no hayan encontrado ideas nuevas los gestores. En Metagestión han hecho dos grandes compras: FCC y la portuguesa Galp Energía. En la primera coinciden con el fondo de Mediolanum, que la tiene entre sus principales posiciones. De la segunda destacan su negocio diversificado y su presencia internacional. «Están siendo capaces de implementar sus planes de eficiencia, ahorro en costes y reducción de deuda durante 2018», defienden. Sus resultados del primer trimestre avalan la tesis ,ya que han reportado un beneficio operativo sustancialmente mejor.

Fresnillo, por otro lado, ha aprovechado para cazar oportunidades en la banca y reforzarse en ideas que ya habían comenzado a construir en el fondo sobre el sector tecnológico y de telecomunicaciones.

Magallanes sorprendió con su principal adquisición del segundo trimestre: Gestamp. De no estar presente a principios de año ha saltado a ser la principal posición del fondo, casi un 6%. «Es uno de los líderes globales del segmento de estampado para la industria del automóvil y se beneficia de varias tendencias estructurales del sector: la subcontratación por los principales productores de coches; la reducción de peso; las plataformas compartidas; y el incremento de los estándares de seguridad», explica Azpíroz.

Esa apuesta la comparte Gonzalo Sánchez, gestor de Gesconsult, y que complementa con Almirall. Compraron cuando la farmacéutica rondaba los 8 euros por acción, un precio que para ellos es su «suelo». Tras una «horrenda» política de comunicación -como la define el gestor- y un «doble» 'profit warning' (alerta de resultados) -«porque lanzó un aviso y luego las cuentas fueron aún peores»- ven cómo los errores del pasado se están subsanando, lo que les da confianza para construir una pequeña posición.

En Trea AM aportan su idea contraria con una apuesta reciente en las eléctricas. «La dilatación de la subida de tipos les viene bien», explica De Gregorio, quien resalta también la mejora en las previsiones de resultados del sector. También han picoteado en Corporación Financiera Alba, aprovechando el descuento que se había abierto con respecto a su NAV (valor neto de los activos). Y como tercera idea: Sacyr.

¿Y qué están vendiendo? Pues poco. En Metagestión sólo han rebalanceado; Fresnillo ha recogido beneficios en Abertis y Saeta Yield. El más activo ha sido Sánchez, que cerró su posición en Ence por su precio elevado. Más tajante es con Meliá Hotels, que ha salido del fondo por un empeoramiento de las previsiones. «Los resultados se están desinflando y las perspectivas vienen más flojas», explica. También ha salido de Tubacex, por las dificultades que tendrá para sustituir el contrato paralizado con Irán tras las sanciones internacionales impuestas al país. «Hay un riesgo muy grande en los lapsos de tiempo con los pedidos de la compañía», apunta. En Trea AM han hecho caja con Europac, tras el rally en respuesta a la OPA lanzada por ella, y el Cie, antes del desplome reciente porque había cumplido su precio objetivo.

 

Fotos

Vídeos