Mercadona venderá comida preparada para llevar en tres supermercados de Málaga

'Listo para comer', la marca de Mercadona /SUR
'Listo para comer', la marca de Mercadona / SUR

Los locales ubicados en el centro comercial Vialia, Fuente Olletas y La Pelusa serán los primeros en prestar este nuevo servicio

Juan Soto
JUAN SOTOMálaga

Comenzó como una prueba piloto en la localidad valenciana de Burjassot y tras el éxito alcanzado ahora va a extenderse por toda España. Mercadona va a vender en tres supermercados de Málaga comida preparada para llevar. Aunque la intención es extenderlo a todos los locales de la provincia, la cadena de supermercados comenzará el desembarco de este nuevo modelo de negocio en los centros de Vialia, Fuente Olletas y La Pelusa.

Según ha podido saber este periódico, los primeros en estrenar este nuevo concepto de servicio denominado 'Listo para comer' serán los locales ubicados entre las calles Obispo Salvador de los Reyes, Bocana y Albéniz (zona de Fuente Olletas) y entre las calles Algarrobo y Potosí (zona de La Pelusa), que se podrían abrir este mismo año. Y el ubicado en el centro comercial Vialia, previsiblemente abrirá más tarde.

De momento no se ha dado a conocer la fecha exacta de su puesta en funcionamiento, aunque desde la cadena ya han comenzado a solicitar todos los permisos necesarios para la ampliación de la actividad. Antes de su puesta en marcha se deberán dotar los supermercados con extractores para poder cocinar y servir la comida recién hecha, por lo que no se espera que su puesta en servicio sea de forma inminente. Actualmente este servicio sólo se presta en Valencia, Madrid, Barcelona, y en algunas provincias andaluzas como Granada, Cádiz y Sevilla.

Tras la gran acogida obtenida durante la prueba piloto, la compañía espera que este servicio de 'Listo para comer' se convierta en una de sus principales fuentes de negocio en los próximos años. En estas secciones se elaborarán unos 40 platos que surgieron gracias a un recetario elaborado gracias a las consultas realizadas a más de ochocientos clientes.

La elaboración de estos platos corre a cargo de personal propio de la empresa en un laboratorio en el que se definen las recetas condicionadas a la aceptación posterior de los consumidores, según informaron desde Mercadona cuando se presentó este servicio a nivel nacional. Con esta nueva oferta la cadena de Juan Roig atiende así una demanda creciente de compradores que por falta de tiempo o por nuevos hábitos buscan cada vez más esta comida para llevar a domicilio sin complicaciones.

Campaña de verano