Mercamálaga se convierte en un centro de trabajo cardiosaludable

Uno de los desfibriladores de Mercamálaga. :: sur/
Uno de los desfibriladores de Mercamálaga. :: sur

SUR

El Mercado Central de Abastecimiento de Málaga, Mercamálaga, se ha convertido en un centro cardiosaludable, gracias a la instalación de tres dispositivos desfribilidores, adecuadamente instalados en el recinto del mercado y que van a permitir atender cualquier emergencia de salud cardiovascular en menos de tres minutos.

De los tres desfribiladores, dos son fijos y están instalados en los mercados de frutas y verduras, y de pescados y mariscos, y un tercero se ha destinado a la unidad de vigilancia de Mercamálaga, que lo llevará de forma permanente en los vehículos del personal autorizado de seguridad.

De esta forma, Mercamálaga quiere garantizar la seguridad en materia de salud de todas aquellas personas que puedan sufrir un incidente cardiovascular en sus instalaciones, teniendo el equipamiento adecuado en puntos claves de la instalación. Mercamálaga cuenta en su unidad alimentaria con 100 empresas, que actualmente suman una plantilla de 1.271 trabajadores, a los que hay que sumar más de 1.250 compradores que llegan diariamente al mercado mayorista.

Los desfibriladores son equipos de tecnología sanitaria que al aplicar un pulso de corriente continua al corazón restablecen el ritmo cardiaco.