Red Eléctrica, dispuesta a abrir el capital de Hispasat a otros socios

La compañía participada por el Estado cae al cierre de la jornada un 1,63% en Bolsa tras conocerse la adquisición por casi 1.000 millones

E. MARTÍNEZ

madrid. Después de que el martes se consiguiera el objetivo perseguido por el Gobierno de que la empresa de infraestructuras de satélites Hispasat fuera plenamente española tras la compra por 949 millones por parte de Red Eléctrica (REE), ayer la compañía se mostró dispuesta a abrir el capital de su nueva adquisición a socios que aporten «una visión estratégica-tecnológica», por geografía o valor añadido.

«Hay mucha gente con mucho dinero que quiere comprar participaciones», aseguró el consejero delegado de REE, Juan Lasala, tras participar en el Encuentro del Sector Energético organizado por IESE y Deloitte, donde no descartó abrir el capital a socios que aporten «otros productos y otros mercados». Eso sí, recordó que ellos poseen el 89% de la compañía y cualquier cambio accionarial está sujeto al Consejo de Ministros.

Además, indicó que con la operación, que se prevé culminar en el primer semestre de este año una vez que obtenga la autorización de los reguladores y del Gobierno, las telecomunicaciones pasarán a representar en torno al 20% de la facturación del grupo.

Y en cuanto a la financiación de la compra, que se llevará a cabo con deuda externa, Lasala subrayó que en ningún caso va «a tener impacto» en los compromisos de REE como compañía regulada. «No lo va a comprar la compañía regulada en ningún caso, es independiente», dijo. La adquisición será financiada con deuda externa y sin recurso al accionista y, una vez logradas todas las autorizaciones, se efectuará el pago de la transacción, estando prevista la integración de Hispasat con efectos económicos desde el 1 de enero de 2019.

Asimismo, Lasala aseguró que nadie ha obligado a su compañía a comprar Hispasat. Y tras descartar un ajuste de plantilla, destacó que la operación se cerró en términos económicos «prácticamente iguales» que la oferta inicial puesta encima de la mesa.

Caída de las acciones

La compra, sin embargo, ha tenido una repercusión importante en los mercados. Las acciones de REE caían al cierre de la jornada un 1,63% tras el anuncio del día anterior. Los títulos de la empresa se intercambiaban por 19,55 euros frente a los 19,85 de la víspera.

Con esta operación el grupo Red Eléctrica pasará a gestionar un negocio con unos ingresos en el sector de las telecomunicaciones en el entorno de los 330 millones de euros anuales y tiene previsto además mantener los compromisos estratégicos de Hispasat y explorar sinergias en el negocio de la fibra óptica.

 

Fotos

Vídeos