Unicaja Banco plantea un ajuste de plantilla para culminar la integración con España-Duero

La entidad ha culminado ya la integración de España-Duero./
La entidad ha culminado ya la integración de España-Duero.

La entidad y los sindicatos inician una negociación con tres asuntos sobre la mesa: salidas voluntarias, movilidad geográfica y homogeneización de condiciones de trabajo

NURIA TRIGUERO

Tras completar la integración con España-Duero, Unicaja Banco quiere abordar sin prisa pero sin pausa un nuevo ajuste de plantilla, esta vez planteado de forma global respecto a la suma del personal de las dos entidades fusionadas. Sus objetivos son recortar de nuevo el número de empleados (que actualmente ronda los 7.000), implementar medidas de movilidad geográfica y modificar determinadas condiciones de trabajo. Estos son los tres puntos que menciona la entidad en una carta enviada a los cuatro sindicatos que representan a su plantilla (CCOO, UGT, Secar y CSICA) para convocarles a una reunión hoy a las 17.00 horas en Málaga.

Fuentes próximas a la entidad aseguran que su intención es que las desvinculaciones de personal que se propongan en el marco de este ajuste sean voluntarias y no traumáticas, así como consensuadas con los sindicatos. Su aplicación sería, además, gradual; de hecho, podría alargarse durante los próximos tres años. Se descartan, a priori, pues, despidos forzosos. Esta filosofía es la misma que aplicó la institución malagueña en el plan de 300 desvinculaciones voluntarias que estuvo ejecutando de forma paulatina a lo largo de 2016 y 2017. Las mismas fuentes recuerdan que este ajuste de personal no es ninguna sorpresa, pues la entidad ya anunció que lo abordaría cuando culminara su fusión con España-Duero.

Los sindicatos creen que hay hasta un millar de trabajadores 'prejubilables'

En esta línea, los sindicatos confían en que Unicaja Banco plantee un plan de salidas incentivadas voluntarias y consideran que hay un considerable número de empleados mayores de 56 años que estarían dispuestos a prejubilarse si se les ofrecen las condiciones necesarias. Félix Morales, representante de CC OO- Comfia, asegura que pueden ser hasta un millar los trabajadores 'prejubilables'. La mayoría de ellos proceden de la plantilla de Unicaja, ya que España-Duero ya ha afrontado tres ERE que propiciaron la salida de la mayoría de sus trabajadores más mayores. Desde Secar recuerdan que también es necesario abordar la homogeneización de condiciones laborales entre trabajadores y recuerdan que ésta es una tarea pendiente incluso entre los empleados de las antiguas Caja España y Caja Duero.

La institución quiere plantear medidas voluntarias, no traumáticas y graduales

La reunión de hoy se ha convocado para iniciar una «negociación informal», siguiendo así el cauce que marca el convenio de banca antes de iniciar un proceso formal.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos