El Gobierno no modificará los impuestos indirectos pese a la recomendación del FMI

Luis de Guindos, en el Congreso. /
Luis de Guindos, en el Congreso.

De Guindos asegura que el Ejecutivo "tiene su propio esquema de reformas" y va a seguir con él

EUROPA PRESS MADRID

El Gobierno no planea llevar a cabo ninguna modificación en los impuestos indirectos, incluyendo la reclasificación del IVA aplicado a algunos productos, a pesar de las recientes recomendaciones en este sentido por parte del Fondo Monetario Internacional (FMI), según ha asegurado el ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos.

"El Gobierno no va a modificar ningún tipo de impuesto indirecto que no venga derivada de modificaciones de la normativa comunitaria", ha afirmado el ministro de Economía español en una entrevista concedida a Onda Cero, donde ha apuntado que el Gobierno cuenta con su propia agenda de medidas al margen de lo que puedan recomendar instituciones como el FMI.

"El Gobierno no tiene por qué seguir al pie de la letra lo que dice el FMI y no lo ha hecho así (...) Tiene su propio esquema de reformas y va a seguir con las reformas", ha indicado Guindos, quien ha recordado que hace un año la institución internacional había recomendado a España rebajar los salarios un 10%.

Por otro lado, el ministro de Economía y Competitividad ha señalado que la reforma fiscal que será presentada este verano para su entrada en vigor en enero de 2015 debe ser "sentida por los ciudadanos" y suponer que desde el primer mes del próximo año las retenciones por IRPF en las nóminas se vean reducidas. En este sentido, Guindos ha subrayado que esta reforma se enmarca "perfectamente" en un contexto de reducción del déficit y no va ser compensada mediante subidas de otros impuestos.

De este modo, el ministro ha precisado que la pérdida de ingresos netos estimada se cifra en entre 2.500 y 2.600 millones de euros en 2015 y otros tantos en 2016. "El objetivo fundamental del Gobierno es un impuesto más sencillo para todo el mundo y que implique unas menores retenciones de los rendimientos del trabajo a partir de enero", ha añadido.