Davidovich se estrena en un Masters 1000 con incógnitas

Davidovich, el sábado en Estoril. /EFE
Davidovich, el sábado en Estoril. / EFE

Casi sin tiempo de reponerse del esfuerzo en Estoril, se cruza en Madrid con un Gasquet que no compite desde octubre por una pubalgia

Pedro Luis Alonso
PEDRO LUIS ALONSOMálaga

málaga. A sus 19 años Alejandro Davidovich sigue añadiendo hitos a su trayectoria. Esta temporada ha debutado en el cuadro final de torneos del ATP Tour, y la pasada semana, en su segunda participación en uno, logró sus primeras victorias hasta llegar a acariciar el pase a la final en el ATP 250 de Estoril.

Pero hoy se estrena en un Masters 1000, el Mutua Madrid Open, que tuvo la deferencia de darle una 'wild card' (su 'ranking' actual no lo permitiría), después de la baja de última hora del checo Tomas Berdych. Inicialmente, el malagueño estaba invitado para la fase previa, pero su avance en Portugal hacía incompatible empezar a competir en la capital de España desde el sábado.

Su cruce hoy, en los treintaidosavos de final, será en el Stadium 3, en quinto turno, no antes de las 20.00 horas. Su rival es el francés Richard Gasquet (39º), que lleva quince años entre las cincuenta mejores raquetas del mundo, algo de lo que pueden presumir muy pocos. No obstante, el galo no compite desde octubre del año pasado, en el Masters 1000 de Paris Bercy, debido a una pubalgia que se le complicó en exceso. Esta circunstancia deja más abierto el pronóstico.

Cruce con Federer

A eso se le suman las molestias con que acabó el sábado Davidovich ante Cuevas en la semifinal de Estoril, con calambres y una especie de tirón en la zona abdominal. Lo más sugerente de la cita, que ya de por sí es importante para el rinconero, es la expectativa de cruce con el suizo Roger Federer (4º) en los dieciseisavos de final. Se da el caso de que el helvético, que ha limitado muchísimo su presencia en torneos de tierra en los últimos años y no juega en Madrid desde 2015, podría reencontrarse con La Caja Mágica ante el talento malagueño, al que ya conoció en la ceremonia de ganadores de Wimbledon (uno como vencedor sénior y otro júnior) en 2017.

En todo caso, Davidovich comienza la semana con un 'ranking' en torno al 130º, una vez más el mejor de su trayectoria, en las últimas semanas de la temporada de tierra, pero con expectativas también de estrenarse en Roland Garros y hacerlo por la puerta grande, incluso sin necesidad de superar la criba de tres eliminatorias en una fase previa.

Más