CANTERANOS CON ESTRELLA

Éxito deportivo basado en la humildad

Gonzalo Estévez Judoca

MIGUEL ÁNGEL ARIAS

Cuenta el padre de Gonzalo Estévez que su hijo no eligió el judo, sino que el judo lo eligió a él. Y eligió bien, porque desde que con 6 años Gonzalo comenzase a practicar dicho arte marcial los éxitos se han sucedido. Por cuarto año consecutivo, Gonzalo ha conseguido ser campeón de Málaga y de Andalucía de judo. El pasado 22 de abril, en el Campeonato de Andalucía alevín, se colgó su cuarta medalla de oro en la competición regional en la categoría de menos de 42 kilos, y apenas un par de semanas después, en la trigésimo cuarta edición de los Juegos Deportivos Municipales celebrados en Ciudad Jardín, subió a lo más alto del podio como campeón de Málaga.

Sin embargo, las recompensas en forma de preseas no tienen ninguna importancia para el joven judoca, que entiende que los éxitos se deben en gran parte al trabajo colectivo que realiza con su equipo, el Club Judo Arias, capitaneado por Miguel Ángel Arias, figura del deporte y delegado de la Federación Malagueña de Judo. Las buenas referencias que llegaron hasta los padres de Gonzalo acerca de la labor de Arias al frente del equipo del colegio St. George's -colegio en el que estudiaba Gonzalo- les hicieron decidirse por esta disciplina para inculcar a sus tres hijos unos valores concretos. «Para nosotros es una gozada verlo sobre el tatami. Notas que aprenden cosas muy buenas, como el respeto por el rival. Un mínimo error les puede hacer perder y eso les obliga a ser sensatos, porque cualquier rival les puede ganar», explican sus padres.

Gonzalo, el menor de tres hermanos que comparten su pasión por el deporte en general y por el judo y el baloncesto en particular, compagina sus estudios de sexto de primaria en el colegio Novaschool con los entrenamientos en el tatami y en la cancha. Ahora milita en el equipo de baloncesto de su colegio, pero antes pasó por el club El Palo e incluso fue convocado por la selección malagueña. También ha jugado al fútbol y destacaba como portero.

El malagueño, que compite en la categoría alevín, se ha proclamado campeón de Andalucía y de Málaga por cuarto año consecutivo

Su padre cree que ser el pequeño de la familia le ha servido para forjar su carácter y trasladarlo al deporte. «Gonzalo es generoso en los esfuerzos e inteligente. Empieza observando a sus rivales, los analiza y los estudia, y además es rápido y fuerte», comenta orgulloso su padre.

El año pasado, los tres hermanos Estévez se proclamaron campeones de Málaga de judo. Gonzalo ha sido campeón de Andalucía y de Málaga dos veces en categoría benjamín y otras dos en alevín. Además, en la última competición municipal también aportó su granito de arena para lograr el oro por equipos.

Más

 

Fotos

Vídeos