Woodland da la sorpresa en el US Open

Woodland sostiene el trofeo que lo acredita como ganador del US Open. :: reuters/
Woodland sostiene el trofeo que lo acredita como ganador del US Open. :: reuters

El estadounidense aguanta el arrojo de su compatriota Koepka, que mantuvo sus opciones intactas hasta el último hoyo de un torneo donde Rahm quedó tercero

ALEJANDRO DÍAZ

Málaga. El golfista estadounidense Gary Woodland se impuso al resto de competidores en la última jornada del Abierto de Golf de Estados Unidos, que se disputó en el centenario recorrido de Pebble Beach, a orillas del Pacífico californiano.

Woodland, que llegó líder al la última jornada, se resistió a las embestidas de su compatriota Brooks Koepka, ganador de las dos ediciones anteriores y del reciente Campeonato de la PGA en Bethpage, Nueva York, y terminó con 13 bajo par, a dos golpes de Koepka (-10). Es el quinto trofeo consecutivo del US Open que se queda en Estados Unidos desde la victoria del alemán Martin Kaymer en 2014. El inglés Justin Rose, ganador de la edición de 2013, llegó a amenazar el liderato de Woodland, pero una sucesión de 'bogeys' en los últimos hoyos lo dejaron dentro de un cuarteto de terceros formado por los estadounidenses Xander Schauffele y Chez Revie, y el español Jon Rahm.

«Es un campo difícil. Ha sido mi mejor final en el US Open después de un par de malas semanas», dijo Rahm, que bajó del par en las cuatro rondas y se sintió «mentalmente calmado». Con un resultado final de siete bajo el par, el golfista vizcaíno se quedó a seis golpes de Gary Woodland (-13), y a tres del segundo, Brooks Koepka (-10).

Woodland llegó líder a la última jornada y supo resistir las embestidas de su compatriota norteamericano KoepkaEn la categoría femenina, volvió a quedar de manifiesto el dominio del golf asiático, con victoria de la surcoreana Lee6

«Hacía tiempo que no jugaba en un campo tan complicado como este. No hacía falta hacer nada muy especial, simplemente no alejarse de los líderes y esperar la oportunidad», señaló el golfista de Barrika, que no descartaba hacerse con el trofeo al comienzo de su ronda de -3.

La cifra de -13 lograda por Woodland supone un récord de puntuación en los US Open disputados en Pebble Beach, aunque solo sacó tres golpes de ventaja al segundo. En el Abierto de Estados Unidos de 2000, Woods arrasó en este recorrido con un resultado de -12 y nada menos que 15 golpes de diferencia de los segundos, el sudafricano Ernie Els y el español Miguel Ángel Jiménez. En 2019 hubo cuatro participantes españoles, Rahm, Sergio García (+4), Rafa Cabrera Bello (+5) y Adri Arnaus (+6). Los cuatro superaron el corte, pero, salvo Rahm, el resto acabaron en la parte baja de la clasificación.

Ahora queda por delante el último grande del año, The Open en Portrush, Irlanda del Norte, donde los europeos intentaran acabar con el dominio de los estadounidenses en los tres majors disputados en 2019.

A pesar de llegar por primera vez al fin de semana después de siete grandes consecutivos fallando el corte, García retrocedió en las últimas dos jornadas para terminar con +4, en la parte baja de la clasificación. «La semana ha sido dura. Con el buen tiempo, ha sido el US Open más sencillo que ha habido en Pebble Beach, pero desafortunadamente estamos mal de juego y es lo que hay», dijo Sergio García, que acumula nada menos que 81 participaciones en grandes.

US Open femenino

El mes pasado también se dispuó el Abierto de Estados Unidos en categoría femenina, donde se volvió a poner de manifiesto el dominio asiático del circuito. La surcoreana Jeongeun Lee6 se impuso en un 'major' que se disputó en la ciudad de Charleston, ubicada en el estado de Carolina del Sur de EE.UU. Lo hizo con 278 golpes, dos menos que las segundas clasificadas: las estadounidenses Angel Yin y Lexi Thompson y la también surcoreana So Yeon Ryu.

Lee6 consiguió de esta manera su primer grande en el Circuito Femenino y en el LPGA Tour, en el que sus máximos éxitos hasta hoy son un sexto puesto en el Evian Championship de 2018 y un quinto en el torneo Women's Open. La malagueña Azahara Muñoz, que comenzó bien el torneo, se despidió sin embargo con 76 impactos más y un total de 291 que le dejaron lejos de la cabeza en el puesto 55.