Muñoz se queda a las puertas del triplete en el Open de España

Azahara Muñoz, a pesar de que no pudo hacer historia y ganar el triplete, recuperó las buenas sensaciones cara a la pretemporada. :: Josele-Lanza/
Azahara Muñoz, a pesar de que no pudo hacer historia y ganar el triplete, recuperó las buenas sensaciones cara a la pretemporada. :: Josele-Lanza

La malagueña acaba segunda, a tres golpes de Anne van Dam, que conquista un duelo disputado hasta la última jornada

ALEJANDRO DÍAZ

El campo de La Quinta Golf vivió durante el último día la jornada más intensa de un torneo, el Andalucía Costa del Sol Open de España, que será recordado por el tremendo duelo que mantuvieron por momentos las dos grandes protagonistas del mismo: por un lado, Azahara Muñoz, que jugaba en casa y aspiraba a llevarse el triunfo por tercer año consecutivo; por otro, la holandesa Anne van Dam, quien partía con cierta ventaja tras haber dominado la clasificación con templanza y sin grandes aspavientos.

Ambas jugadoras comenzaron el duelo a primera hora de la mañana, cuando disputaron los siete hoyos de la jornada correspondiente a la tercera que aún quedaban pendientes. De este duelo, salió muy fortalecida la jugadora holandesa, quien volvió a pisar el campo de La Quinta Golf para jugar el definitivo cuarto 'round' con cuatro golpes de ventaja sobre la malagueña: no era un abismo, pero casi.

A pesar de ello, Muñoz fue a lo suyo: dos 'birdies' consecutivos en los primeros dos golpes dejaban claro que no se lo pondría fácil a Van Dam. Sin embargo, el juego de la malagueña se fue diluyendo hasta que llegó la tarde. Durante los nueve últimos hoyos, la jugadora local puso a trabajar la maquinaria de 'birdies', una estrategia que la llevó a reducir de seis a dos golpes la distancia con la jugadora holandesa, quien volvió a verse en una situación más que comprometida.

Y cuando ya había hecho lo más difícil, un error en el hoyo 16 dejó a Muñoz en fuera de juego. Van Dam titubeaba por entonces, apenas había conseguido dos 'birdies' en todo el recorrido: una estrategia conservadora a base de pares que estuvo muy cerca de costarle el triunfo. Pero en el susodicho hoyo, a falta de tres para finalizar el torneo, envió la malagueña una bola a la arboleda que declaró injugable, lo que le obligó a volver al 'tee' y comenzar de nuevo. La consecuencia fue un 'bogey' frente a un nuevo par de Van Dam, a quien se le cambió el gesto y pareció respirar aliviada. Había visto peligrar muy de cerca el título.

«Venía de cuatro 'birdies' y quería seguir con esa racha, pero me he equivocado de palo y me he ido por la derecha, y ahí no se puede fallar. Una pena, pero tengo que estar orgullosa, he luchado hasta el final, he sido agresiva y he intentado hacer otro 'birdie'. A veces se gana y otra veces, no. Así que solo me queda darle la enhorabuena a Anne», resumió Muñoz, quien efectivamente no se dio por vencida y siguió luchando en los dos últimos hoyos.

Vistos los precedentes, y que con Muñoz todo puede ocurrir, Van Dam no se vio como ganadora hasta que se jugaba el hoyo 18, cuando ya era matemáticamente imposible que dejase escapar el torneo. Fue entonces cuando sonrió. La tensión acumulada era demasiada y la holandesa era consciente de que había estado contra las cuerdas hasta unos minutos antes.

Podio para Matthew

Quien sí salvó la plaza en el último golpeo del hoyo final fue Catriona Matthew. La veterana golfista recuperó la posición con un magistral 'putt'. De no haberlo conseguido, habría compartido lugar en el rankin con la española Natalia Escuriola. Cuatro jugadoras de la Armada terminaron dentro del 'top ten' del último torneo oficial de la temporada del Circuito Europeo: además de Muñoz y Escuriola, lo consiguieron Luna Sobrón y Marta Sanz, sexta y octava, respectivamente. A pesar de la tromba de agua que cayó la primera jornada, la organización consiguió que el torneo disputase todos los hoyos previstos.

 

Fotos

Vídeos