Un Vélez en racha se llevó un igualado derbi

Los veleños, con los goles de Rafa Navarro y Joselinho, se colocan a tres puntos del Antequera, que es cuarto

JUAN RAMÓN PADILLA

vélez-Málaga. Partido grande en el Vivar Téllez que se resolvió para el que estuvo más certero en sus remates, ya que ambos equipos fueron desde el pitido inicial a por los tres puntos, y los aficionados vieron el mejor partido de la temporada y se fueron satisfechos porque los puntos se los quedó el Vélez. Este triunfo, cuarto consecutivo, todos ante equipos malagueños, le hace volver a ilusionarse con el cuarto puesto, posición que aún mantiene el Antequera. Los axárquicos han recortado en estas cuatro últimas jornadas siete puntos a los del Maulí, y ya están a solo tres del puesto de 'liguilla'.

Nadie especuló con el balón, los dos equipos propusieron fútbol ofensivo y eso se reflejó en las área, con fútbol de continuas llegadas. El Antequera tuvo a Del Moral a uno de sus puntales y suya fue la primera llegada, con respuesta de Javi Cuenca, uno de los destacados del partido. Pero cuando un equipo está en racha, todo le sale, y la primera aparición veleña en el área visitante supuso el 1-0. En un córner, el balón quedó sin dueño en la frontal del área pequeña, y Rafa Navarro lograba abrir el marcador.

Lejos de descomponerse, el Antequera siguió a lo suyo, proponiendo fútbol vertical, y en una jugada trenzada desequilibró a la defensa local. Un pase de Del Moral desde la izquierda, lo remataba Juanjo, ayer muy adelantado, en boca de gol, para empatar el derbi. Poco le duró la igualada a este clásico de Tercera, ya que Joselinho robó un balón en el centro del campo, se fue de hasta tres contrarios y dentro del área definió con frialdad, levantando al Vivar Téllez. En el segundo tiempo, comenzó igual, con Del Moral buscando el gol, y encontrándose una zaga segura y contundente.

El partido era intenso, con dos equipos concentrados y sabiendo que cualquier detalle podía ser decisivo. Además, todo es más fácil si en tu equipo tienes un mago como Pepe Vergara, que no perdía ni un balón y que cada vez que lo cogía proponía algo diferente. Pudo el Vélez en jugadas de contrataque marcar el segundo, con remates del propio Vergara, Michu o Luis. Aybar sacó toda la artillería, pero no pudo empatar.

 

Fotos

Vídeos