El Rincón gana el derbi y tendrá que esperar para la permanencia

Un gol de cabeza de Sergio sirvió para evitar el descenso directo

JUAN RAMÓN PADILLA RINCÓN DE LA VICTORIA.

Un gol de cabeza de Sergio, en un saque de esquina ejecutado por Adal, dio un triunfo valioso al Rincón para al menos evitar el descenso directo, reservado por ahora a los cinco últimos del grupo. Y es que los axárquicos ya no pueden verse superado por el Martos, y ahora esperan la resolución de ascensos a Segunda B y los descensos de este grupo, para saber si repetirán en Tercera la próxima temporada.

El Rincón salió al campo con la tensión de tres derrotas consecutivas, y tenía que doblegar a un rival que había hecho los deberes y que no lo puso fácil. Los rinconeros mandaron en el campo y volvían a tener las dificultades ofensivas de otros días. De hecho, fueron sus futbolistas Sergio y Villegas, que no son delanteros, los que gozaron de las mejores opciones de gol, pero se toparon con la falta de puntería o con Goyo, ambos con dos remates de cabeza.

Nada cambió en el inicio del segundo tiempo, y aunque el Rincón tenía el control del balón e insistía en desmontar la defensa del Alhaurín de la Torre, carecían de contundencia en la delantera. Fue Sergio el que daba los tres puntos con un certero testarazo que esta vez no pudo atrapar Goyo. El portero rinconero si evitó el segundo en un remate de Sergio Martín. Precisamente Goyo, cerró el partido, sacando una falta indirecta que puso algo de nerviosismo sobre un Rincón que tendrá que seguir sufriendo.