El Clínicas Rincón se reivindica en su regreso a Torre del Mar

El Clínicas Rincón se reivindica en su regreso a Torre del Mar

Apabulló al Palma Air Europa en uno de sus mejores partidos de al temporada

JUAN RAMÓN PADILLAtorre del mar

El Clínicas Rincón se agarra a la Liga. Quiere seguir con opciones de salvarse, al menos de no descender directamente, esquivar la última plaza y jugársela en el play-off de la permanencia. Hoy derrotó al Palma en la vuelta, dos años y de medio después, del equipo a Torre del Mar, localidad natal del mecenas Manuel Rincón, presidente del club. Fue uno de los mejores partidos de la temporada, hubo momentos donde el equipo se divertía. El Clínicas suma su quinta victoria y se jugará parte de sus aspiraciones de seguir en la LEB Oro en el partido de la próxima jornada en el Prat, que ahora es último.

El partido comenzó con un Clínicas muy intenso, presionante y asfixiando a su rival que no veía la forma de tener tiros cómodos. Solo cuatro puntos en seis minutos para los insulares, por lo diez del conjunto local con un inspirado Alfonso Sánchez con dos triples casi consecutivos (10-4). Dos jugadas en apenas diez segundos del conjunto de Palma lo enchufaron en el partido, y en tan solo tres minutos anotaron 12 puntos, liderados por un sobresaliente Bertone que logró 12 de los 16 puntos de su equipo en el primer acto.

En el segundo cuarto, los dos equipos se destaparon en ataque, sobre todo el local que firmó uno de sus mejores cuartos, anotando 33 puntos, sobresaliendo la figura de Romaric. El africano destacó en todas las facetas y fue imparable. Taponeó, anotó dos triples, reboteó y fue una pesadilla para los baleares. Además, aparecieron jugadores de segunda fila como José Alberto Jiménez y Magdevski, que empezaron a labrar una ventaja ya considerable, de una decena de puntos. La superioridad era también manifiesta en la parcela reboteadora, doblándole en esta faceta.

Solidez

Todo pintaba de lujo, y los jugadores de Paco Auriooles no querían desaparecer del partido como en tantas ocasiones les había ocurrido con parciales difíciles de asumir en contra. Esta vez no ocurrió, y tras el descanso, aparecía el de siempre, el incombustible Richi Guillén que anotó siete puntos seguidos, que junto a un parcial de 10-3 (58-37), comenzaba a dejar sin opciones a un Palma que necesitaba la victoria para optar a la octava plaza.

Karahodzic aportó también siete puntos para mantener a ralla a un rival que se desquiciaba bajo los tableros ya que apenas «olía» los rebotes. Otros 25 puntos en el tercer cuarto, dejaban tumbado al Palma que se fue con casi 20 puntos de desventaja para afrontar el último cuarto. Solo había que jugar con cabeza, dejar pasar los minutos y jugar con la ansiedad de un rival que sucumbió ante un Clínicas Rincón muy acertado.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos