El Unicaja y el CAB Estepona continúan al frente de Primera Nacional

El Unicaja, tras el triunfo ante el Roquetas./Twitter Cantera Unicaja
El Unicaja, tras el triunfo ante el Roquetas. / Twitter Cantera Unicaja

Por su parte, el EBG se resiste a salir de su racha negativa y pasa del ecuador de la tabla a rozar los puestos del descenso esta jornada

MARINA RIVAS

Una jornada más, los equipos malagueños continúan llevando las riendas de los grupos de Primera Nacional, la tercera categoría del baloncesto femenino. O, al menos dos de los tres en competición. El primero de ellos, el CAB Estepona, que venció sin mayores dificultades al segundo por la cola, el Club Náutico Sevilla (25-84). Así, las de Tania García siguen sin desprenderse del liderato del grupo 'A' pese a la derrota de la pasada jornada, tras la que no se produjeron cambios dado el colchón de triunfos del conjunto. En la siguiente jornada, el cuadro malagueño tendrá que medirse al Ciudad de Dos Hermanas, el domingo en casa a las 18.00 horas. Este rival parte desde el séptimo lugar y cuenta con cuatro victorias y seis derrotas en su haber, por lo que se plantea asequible ante un CAB Estepona que prácticamente dobla su cifra de anotación.

Mientras, en el grupo 'B', el Roquetas almeriense, dentro de lo provisto, cedió ante el Unicaja (37-82), eso sí, consiguió que el cuadro malagueño redujera su promedio de puntos por encuentro, aunque su amplio margen de diferencia en el marcador sigue destacando con creces en la categoría. Una vez más, las protagonistas del encuentro fueron la canaria Vero Matoso, con 24 puntos y la marbellí Claudia Alonso, con 13; dos de los refuerzos con experiencia como profesionales que adquirió el cuadro cajista con la motivación de luchar por el ascenso. El siguiente duelo de las de Lorena Aranda será este domingo, a las 12.00 horas en casa ante el Domca Raca Granada (sexto en la tabla), filial del equipo que milita un escalón por encima, en Liga Femenina 2.

Por su parte, el EBG sumó una derrota más a su historial tras caer 65-59 en un igualado duelo contra La Salle Melilla. Les está costando mantenerse a flote a las jugadoras de Francis Molina, que encadenan con este su tercer resultado negativo consecutivo, que repercute seriamente en su lugar de la tabla. Si el conjunto logró llegar sexto (justo el ecuador de la tabla) al parón de navidades, ahora roza las posiciones de descenso, aunque se sirve de sus cuatro victorias anteriores para seguir mantener las distancias. En su siguiente enfrentamiento tendrá que medirse al Roquetas, este domingo en casa a las 12.00 horas. Tras esta última derrota, el conjunto almeriense iguala números con el EBG, con 4 victorias y 10 partidos perdidos; una buena oportunidad para que pueda poner fin a su mala racha.