El Parlamento andaluz aprueba una Proposición No de Ley para equilibrar la financiación de todas las orquestas

Manuel Hernández Silva, director de la OFM, durante un concierto de la última temporada. /Ñito Salas
Manuel Hernández Silva, director de la OFM, durante un concierto de la última temporada. / Ñito Salas

La propuesta insta a la Consejería de Cultura a aplicar el mismo modelo de gestión para evitar los agravios que benefician a la Sinfónica de Sevilla frente a la OFM

Francisco Griñán
FRANCISCO GRIÑÁNMálaga

La polémica saltó el pasado mes de enero. El presupuesto la Consejería de Cultura para las cuatro orquestas andaluzas en la que participa presentaba diferencias notables de financiación ya que tres de ellas, incluida la Orquesta Filarmónica de Málaga (OFM), experimentaban una subida lineal de la aportación autonómica del 10%, mientras que la Real Orquesta Sinfónica de Sevilla registraba un incremento del 33,5%. Un agravio que provocó la protesta del propio Ayuntamiento de Málaga, que sufraga la OFM a partes iguales con la Junta de Andalucía. La desigual situación provocó la presentación por parte del PP de una Proposición No de Ley (PNL) en el Parlamento andaluz en la que se insta a la consejería a que realice un nuevo convenio que permita un «un reparto equilibrado, proporcional y justo para todas las orquestas». La iniciativa se votó ayer en la Comisión de Cultura de la cámara y salió adelante con el voto a favor de todos los partidos, excepto el grupo del PSOE.

La PNL da de plazo este año para que se establezca este nuevo modelo de gestión que garantice el «equilibrio y la transparencia» de las cuentas de las diferentes orquestas para que no se creen «agravios» como hasta ahora. De esta forma, la parlamentaria del PP Esperanza Oña –proponente de la iniciativa– explicó ayer a SUR que la aprobación no supone «que todas las orquestas reciban el mismo dinero, ya que unas son más grandes que otras, sino que se apliquen los mismos criterios y la misma subida porcentual para todas».

Las orquestas afectadas por esta PNL son las de Granada, Córdoba, Málaga y Sevilla. Según Oña, esta última es la que acumula mayores problemas financieros –es también la más grande, con un centenar de músicos–, por lo que criticó que «estemos pagando la falta de eficacia de sus responsables». Así, cifró en unos dos millones de euros la financiación extraordinaria con respecto al resto de formaciones.

A juicio de la portavoz del PPen la Comisión de Cultura, la diferencia radica en la naturaleza jurídica de las orquestas, ya que mientras la de Málaga, Granada y Córdoba se financian mediante un consorcio autonómico-municipal, la hispalense es una sociedad anónima que «no está sometida a fiscalización como las otras» y que no ha aplicado recortes durante los años de crisis como en el resto de formaciones musicales.

De esta forma, la PNL establece que el convenio que se aplique a las orquestas sea para todas igual con el objetivo de que las aportaciones se equilibren. Una proposición del PP que obtuvo el respaldo de Ciudadanos, Podemos e IU y que fue aprobada con el único voto en contra del PSOE en tres de sus siete puntos.

Esperanza Oña espera que el modelo común se tenga en cuento ya para los próximos presupuestos. No obstante, la PNL contempla en su quinto punto la creación de una comisión de seguimiento de este acuerdo para verificar su cumplimiento y evitar que se vuelvan a dar en el futuro las desigualdades de financiación entre las orquestas sinfónicas de Andalucía.

 

Fotos

Vídeos