Juan Bonilla: «Es increíble que los libros de Naui Olin no se plublicaran en España»

El escritor Juan Bonilla rescata a la poeta y artista mexicana Naui Olin. /:: Francis Silva
El escritor Juan Bonilla rescata a la poeta y artista mexicana Naui Olin. / :: Francis Silva

El escritor regresa con la novela 'Totalidad sexual del cosmos', en la que reivindica a la poeta y artista mexicana que abrazó las vanguardias y fue víctima de su tiempo

Francisco Griñán
FRANCISCO GRIÑÁNMálaga

Conoció al personaje en los 90. A través de una colección de biografías de artistas en la que leyó por primera vez aquel sonoro nombre: Naui Olin. Entonces descubrió que tras esta denominación tan azteca se encontraba Carmen Mondragón, una mexicana que vivió las vanguardias en París, residió un tiempo en San Sebastián y de vuelta a su país fue clave en los movimientos artísticos con su incansable actividad como poeta, pintora y musa de pintores y fotógrafos. Desnudó su cuerpo para los artistas y su alma en sus poesías. Una vida que merecía la pena ser contada, aunque Juan Bonilla (Jerez, 1966) no pensó entonces en escribir sobre la autora. Hasta que conoció otra vida cruzada, la del coleccionista y restaurador Tomás Zurián, que descubrió un cuadro de Olin en 1978 y, desde entonces, ha dedicado su vida a rescatar la memoria de la artista. «'Totalidad sexual del cosmos' no habría tenido mucho sentido sin su voz, ya que la novela está narrada desde el investigador que descubre por casualidad a esta mujer y empieza a descubrir cosas de ella», explica Bonilla, que pone el ejemplo de nuestro país para ilustrar no solo el olvido, sino la falta de reconocimiento de Mondragón cuando vivía: «Es increíble que sus libros no se publicaran en España».

Precisamente, esos volúmenes, junto a cartas, textos y documentos de Naui Olin, son los que han permitido al escritor gaditano reconstruir la biografía de la mexicana «sin inventar nada, sino que propongo la invención del trabajo de un investigador que sigue la pista de esta mujer». De hecho, el autor de 'Los príncipes nubios' y 'Prohibido entrar sin pantalones' buscó la complicidad del propio Tomás Zurián que al que muchos consideran el último 'novio' de Olin por su dedicación a recuperar la obra y la huella de la artista. «Ella le cambió la vida y es la primera persona a la que le envié la novela», reconoce Juan Bonilla.

El libro

Título:
'Totalidad sexual del cosmos'
Autor:
Juan Bonilla.
Editorial:
Seix Barral, novela, 288 páginas, 2019, 18,90 euros.

Aunque hubo una exposición pionera en 1992 sobre Carmen Mondragón no fue hasta el año pasado cuando su figura fue reivindicada con una gran retrospectiva en México. «Naui Olin merece la pena ser rescatada», asegura Bonilla, que se une a esa recuperación con 'Totalidad sexual del cosmos', que sigue la pista a esta artista provocadora que posó desnuda para Diego Rivera, para el fotógrafo Edward Weston y para todo el que se lo proponía. Una mujer avanzada a tiempo, descarada y valiente, que se «ganó la calle» con sus exposiciones, sus libros, su defensa de las vanguardias y su actitud pública.

Contra el machismo

Sin ser una feminista militante, Naui Olin luchó en primera línea contra el machismo «que en su época no solo lo representaba el conservadurismo de Porfirio Díaz, sino también la propia revolución mexicana que vino después». «Su lema fue dejadme hacer igual que hacéis vosotros», explica Juan Bonilla que ve similitud entre la opacidad sufrida por Olin en México y la que padecieron todas sus coetáneas de la Generación del 27 que quedaron ocultas tras los Alberti, Lorca o Altolaguirre y que ahora están siendo reivindicadas como 'Las Sinsombrero'.

Por la vida de Carmen Mondragón se cruzó en París Pablo Picasso, un personaje al que también retrata Juan Bonilla en la novela sobre esta mujer bohemia e inclasificable que en la década de los 30 terminó encerrándose y apartándose del mundo. Por dos razones, «la pérdida de su juventud» y por «la muerte de la pareja con la que vivió sus mejores años», el capitán gallego Eugenio Agacino. En ese retiro escribió su obra contra la teoría de la relatividad de Einstein, 'Energía Cósmica', a la vez que le «cayeron muchas leyendas para arrinconarla como una loca», recuerda Bonilla. Ella no contestó nunca y su memoria se fue difuminando. Hasta que Tomás Zurián la descubrió, reconstruyó su legado y contagió su entusiasmo por una mujer única y rompedora. Y contaminó al propio Juan Bonilla que ha unido el destino de ambos en su nueva novela.

El autor vuelve a escribrir su gran éxito, 'Nadie conoce a nadie'

No sabía si alguien lo había hecho antes, pero a Juan Bonilla le rondabala la idea de volver a escribir 'Nadie conoce a nadie' (1996), su exitosa novela que dio el salto a la gran pantalla. No quería reescribirla, revisarla o hacer una secuela, «sino volver a escribir toda la novela», aclara el escritor jerezano que «combatió el aburrimiento» con este «entretenimiento» que a la vez ha sido un «experimento». El escritor ha vuelto a los mismos escenarios y personajes dos décadas después con el objetivo de «probar que se pueden escribir dos o cinco novelas sobre el mismo tema y con resultados completamente diferentes». Dice que es un «escritor distinto» al que alumbró aquel título y afirma que le ha gustado el resultado. Lo mandó a la editorial y «lo van a publicar», anuncia el autor con ese mismo todo divertido con el que ha afrontado este reto (casi) científico..