¿Las huellas de homínidos más antiguas del continente están en Álora?

Huella de mano derecha de un homínido. /:: SUR
Huella de mano derecha de un homínido. / :: SUR

Un equipo internacional de paleontólogos investiga el «prometedor» hallazgo de fósiles de Australopithecus en Alhaja Prieta que podrían tener unos cinco millones de años

Francisco Griñán
FRANCISCO GRIÑÁNMálaga

La paleontología vivió hace un par de años una revolución con la aparición de un grupo de huellas de 5,7 millones de años en la isla de Creta (Grecia) que ponían en entredicho que África fuera la cuna de la Humanidad. Precisamente, uno de los integrantes de aquel descubrimiento, el paleontólogo y director del Museo de Historia Natural de Sofía (Bulgaria), Nikolai Spassov, ha presentado esta mañana el hallazgo de otro conjunto de huellas fósiles en Alhaja Prieta (Álora) que pueden pertenecer a diferentes especies de homínidos, entre los que destacan huellas de un Australopithecus, primer primate que caminó erguido. De confirmarse este descubrimiento serían las pisadas más antiguas del continente, lo que además reforzaría la teoría de que la humanidad aparece en Europa de forma paralela a África.

Spassov, acompañado por los arqueólogos Juan Manuel Muñoz Gambero y María Ángeles Muñoz Morillo, ha asegurado que se trata de un descubrimiento «prometedor», aunque ha señalado que la investigación se encuentra todavía en un estado preliminar. «El primer estudio va ser geológico para conocer el nacimiento de estas rocas, ya que la antigüedad es un dato imprescindible», ha señalado el paleontólogo búlgaro, que también ha comentado que está por determinar la especie de la que proceden estas icnitas (huellas fósiles): «Es posible que fueran humanas».

Arriba, huella de un astrolopiteco encontrada en Alhaja Prieta (Álora). Abajo, huella fósil de homínido (izquierda) y pisada de un gran primate. / :: sur

«Es un hallazgo complejo, pero muy prometedor», ha insistido Spassov, que ha reconocido que la confirmación de este descubrimiento «será de especial importancia por su relación con las huellas descubiertas en Creta de casi seis millones de años». De esta forma, la hipótesis de los expertos que han analizado el descubrimiento es que las pisadas se traten de homínidos o primates y que tengan una antigüedad de unos cinco millones de años, entre el mioceno superior y el plioceno inferior.

Los resultados de este descubrimiento en Europa podrían confirmar el cambio con respecto a la creencia de que África es la cuna de la humanidad

Las huellas de Alhaja Prieta cobran así una relevancia especial en este momento del debate paleontológico mundial. Hasta hace un par de años, todos los antepasados fósiles de más de 1'8 millones de años procedían de África, lo que situaba aquel continente como cuna de la Humanidad. El descubrimiento de los fósiles de Australopithecus en África del Sur y del Este hace 60 años y las posteriores huellas de Laetoli de Tanzania hizo que los científicos consolidaran la teoría de que los primeros homínidos se originaron en África y permanecieron allí aislados durante varios millones de años antes de dispersarse a Europa y Asia.

No obstante, la confirmación del origen de las pisadas halladas en Álora confirmaría lo apuntado por las aparecidas en la isla de Creta, que «retrotraen la presencia de homínidos en Europa a una fecha más antigua y propone un cambio con respecto al origen geográfico del hombre», ha explicado el director del Museo de Historia Natural de Sofia que en todo momento ha insistido en la cautela hasta los resultados definitivos ya que la investigación se encuentra «casi al principio».

Investigación internacional

Al estudio, que está siendo financiado por la Fundación Madeca, dependiente de Diputación de Málaga, se incorporarán en próximas fechas nuevos paleontólogos internacionales que participarán en esta investigación que busca certificar científicamente la antigüedad y la procedencia de estas huellas. Entre los expertos que vendrán a Málaga se encuentran los profesores C. Fassoulas, doctor en Geología y jefe del departamento de Geodiversidad del Museo de Historia Natural de Creta, y Gerard Gierlinski, del Instituto Geológico Polaco y el Museo Paleosafari Moab Giants de Estados Unidos.

El presidente de la Fundación Madeca, Jacobo Florido, ha destacado la importancia de colaborar en este proyecto para que pueda llevarse a cabo la investigación, ya que, si se confirma la importancia de los hallazgos, puede tener una repercusión de alcance mundial.

Además de pisadas de homínidos, los análisis previos indican que las huellas fósiles encontradas en Álora también pertenecen a animales, entre ellos felinos, aves e incluso un gran primate. Sobre el estado y origen de las icnitas, el paleontólogo Nikolai Spassov ha señalado que las pisadas se encuentran sobre roca arenisca y muy compactadas, y que se formaron cuando esta zona de la provincia malagueña estaba cubierta por una laguna.