Torremolinos reclama a la Junta que mejore sus infraestructuras sanitarias

Las instalaciones del Hospital Marítimo presentan deficiencias desde hace años. /AG
Las instalaciones del Hospital Marítimo presentan deficiencias desde hace años. / AG

El Gobierno local admite que Salud no ofrece «una respuesta satisfactoria» a las quejas vecinales y debe revisar los equipamientos «en calidad y cantidad»

Alberto Gómez
ALBERTO GÓMEZ

El mal estado de las infraestructuras sanitarias de Torremolinos continúa coleando. El PSOE, que gobierna en minoría, reconoció en el último pleno que la Junta de Andalucía «necesita mejorar» las dotaciones locales en materia de salud «no solo en cantidad, sino también en calidad», tal como admitió la primera teniente de alcalde y portavoz socialista, Maribel Tocón, en respuesta a una pregunta del concejal de Izquierda Unida, David Tejeiro. El municipio cuenta con el Hospital Marítimo, en pésimo estado desde hace años, y dos centros de salud, servicios que resultan «insuficientes» para dar respuesta a las demandas vecinales. Tejeiro critica que Torremolinos mantenga las mismas infraestructuras sanitarias «que en 1999, cuando solo había 40.000 empadronados». Casi dos décadas después, el número de personas censadas se ha duplicado, población a la que hay que sumar el casi millón de turistas que llega cada año.

«El número de empadronados ha aumentado pero los servicios no han cambiado, incluso han empeorado, de modo que la calidad se ha reducido», sostiene Tejeiro. Los socialistas confían en que el Gobierno autonómico «nos haga una propuesta en breve sobre cómo dar cobertura a las necesidades sanitarias de Torremolinos». Tocón reconoce que la respuesta actual «no es satisfactoria», aunque defiende que el Ayuntamiento «ha trasladado a la Consejería de Salud todas las mociones aprobadas por el pleno» para reclamar mejoras y la construcción de un tercer centro de salud y un Centro de Alta Resolución de Especialidades (CARE). Este complejo fue anunciado por la Junta en 2007 y 2011, siempre en fechas cercanas a citas electorales, aunque nunca ha llegado a materializarse, incumplimiento que el Ejecutivo de Susana Díaz achaca a la falta de presupuesto.

Pacientes, familiares y personal denuncian desde hace años el mal estado del Hospital Marítimo, ubicado junto a Playamar y Los Álamos y que presenta paredes agrietadas, mobiliario oxidado y charcos en el aparcamiento y algunas zonas comunes interiores. También las habitaciones, en varios casos con problemas de humedad y bañeras inservibles, agravan uno de los grandes problemas del municipio: su pésima infraestructura en materia sanitaria. A las deficiencias del Hospital Marítimo se une la falta de un centro de salud en la zona este de Torremolinos, con una creciente expansión urbanística y poblacional en los últimos años, sobre todo en La Colina y Los Álamos.

En 2015, meses después del cambio de gobierno, Tocón ya admitió que «todos los partidos, incluido el PSOE, estamos de acuerdo» en la necesidad de aumentar y modernizar los equipamientos sanitarios de la localidad, reivindicación que aún no han recibido respuesta de la Consejería, que paralizó la creación del CARE alegando que, por la crisis económica, solo terminarían los proyectos que ya estaban en obras. Pese a que el Boletín Oficial del Estado publicó en octubre de 2010 la adjudicación definitiva de la redacción del proyecto básico y de ejecución del CARE, su construcción no parece viable ni siquiera a medio plazo y Torremolinos continúa apoyando su escasa infraestructura sanitaria en un Hospital Marítimo cada vez más deteriorado y los dos centros de salud en La Carihuela y El Calvario.

También el PP y Ciudadanos han criticado en reiteradas ocasiones el mal estado del Marítimo y la falta de un tercer centro de salud y del CARE. Desde la Delegación del Gobierno andaluz en Málaga defienden que el Servicio Andaluz de Salud (SAS) ha invertido cerca de 800.000 euros en la mejora de las instalaciones del histórico Hospital Marítimo, con un siglo de historia. Casi la mitad de este importe fue destinado el año pasado a las obras de conservación y mantenimiento de cubiertas y estructuras: «Es absolutamente falso que el Hospital Marítimo de Torremolinos sufra ninguna dejadez por parte de la Administración sanitaria». El asunto promete convertirse en una de las principales armas electorales de la oposición contra el PSOE durante la campaña para las elecciones autonómicas y municipales.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos