El PSOE roza la mayoría para mantener el gobierno de la Mancomunidad Oriental

El PSOE roza la mayoría para mantener el gobierno de la Mancomunidad Oriental

Los socialistas alcanzan 19 de los 41 vocales y aspiran a reeditar su pacto con los dos representantes de Izquierda Unida y sumar a los dos del GIPMTM

Eugenio Cabezas
EUGENIO CABEZAS

Una vez constituidos 30 de los 31 ayuntamientos de la Axarquía, quedando únicamente pendiente el de Riogordo, que lo hará el próximo 5 de julio, tras un recurso del PP, que gobernará otra legislatura con mayoría absoluta, el panorama de la gobernabilidad en la Mancomunidad de Municipios de la Costa del Sol Oriental-Axarquía, comienza a despejarse. El escenario vuelve a ser muy favorable para el PSOE, que tras los distintos pactos alcanzados en municipios como Vélez-Málaga, Benamargosa, Moclinejo, Cómpeta o Alcaucín, sumará 19 de los 41 vocales, quedándose únicamente a dos de alcanzar la mayoría absoluta.

Esta cifra la podría conseguir, fácilmente, si reedita el pacto que ha mantenido con IU, que tendrá dos representantes en esta próxima legislatura. Según explicó ayer a SUR el presidente en funciones del organismo supramunicipal y alcalde de Iznate, el socialista Gregorio Campos, su intención es repetir este acuerdo y buscar también la entrada en el gobierno de los dos vocales del GIPMTM. No obstante, Campos advirtió que todavía no han comenzado las negociaciones, a las que también invitará a los cuatro representantes de Por Mi Pueblo (Benamocarra, Rincón de la Victoria, Cómpeta y Moclinejo).

«Nuestra intención es tener un gobierno amplio, lo más amplio posible, para que la Mancomunidad Oriental sea realmente un gobierno de los 31 municipios de la Axarquía», argumentó el presidente en funciones del organismo. En 2015 el acuerdo que lo aupó a este cargo incluyó un gobierno de concentración en el que estaban PSOE, PP, IU, PA y GIPMTM, quedando únicamente en la oposición los dos vocales de Por Mi Pueblo.

Ruptura del pacto

Ese acuerdo se fue rompiendo progresivamente conforme avanzó la legislatura, por diferencias en asuntos como la subida de las tarifas que cobra la empresa pública Axaragua a los 14 municipios que se abastecen del pantano de La Viñuela. Así, del acuerdo se desvincularon primero los vocales del PA, luego los del PP y posteriormente el del GIPMTM.

«Esa es la línea en la que vamos a trabajar, con IU y el GIPMTM, y confiamos en configurar un gobierno amplio para seguir haciendo cosas por la promoción de la Costa del Sol-Axarquía», consideró Campos, quien, no obstante, apostilló que la gobernabilidad de las tres mancomunidades malagueñas puede depender de las conversaciones que mantengan a nivel provincial los grandes partidos.

La junta del ente supramunicipal está formada por los alcaldes de los 31 municipios de la Axarquía, que son miembros natos, aunque pueden delegar su puesto en otro edil, y además, hay nueve vocales que se eligen en función del resultado de las elecciones en los municipios de mayor población. En este sentido, a Vélez-Málaga le corresponden cuatro más, a Rincón de la Victoria dos y uno a Nerja, Torrox y Algarrobo, respectivamente; y para romper la cifra par de cuarenta vocales, el pleno de Vélez-Málaga designa a otro representante.