La 50.º edición de la Fiesta del Ajoblanco premiará a Carlos Álvarez y Manuel España Lobo

Eugenio Cabezas
EUGENIO CABEZAS

Almáchar se prepara para festejar el próximo sábado 1 de septiembre las bodas de oro de su fiesta gastronómica por excelencia, el Día del Ajoblanco, la decana de las celebraciones de este tipo en la provincia. La jornada festiva que nació en 1968 de la mano del periodista local de TVE Manuel España Lobo, para reivindicar a las autoridades franquistas de aquel momento la construcción de una carretera que conectara el pueblo con Rincón de la Victoria a través de Moclinejo, para acercarlo a la capital, rendirá este año precisamente un homenaje póstumo al que fue uno de sus grandes impulsores.

Igualmente, se premiará con el Ajoblanco Andalucía al barítono malagueño Carlos Álvarez, «por su trayectoria y por ser un magnífico embajador de la provincia», según informó ayer el Consistorio almachareño en un comunicado de prensa. Además, se premiará al guitarrista veleño Rubén Portillo, «referente en el impulso del flamenco a nivel provincial y por colaborar durante tantos años con la fiesta». El galardón Ajoblanco Axarquía irá a manos de la Mancomunidad de Municipios de la Costa del Sol Axarquía, «por su labor a favor del desarrollo de los pueblos de esta comarca malagueña». El Ajoblanco Almáchar será para la Asociación Moscatel, «por su defensa de la uva pasa, reconocida como Sistema Inteligente del Patrimonio Agrícola Mundial».

Por el 50 aniversario de esta fiesta, en la que se repartirán 3.000 litros de la famosa sopa fría de almendras, habrá menciones para las asociaciones de Hijos de Almáchar de Cornellá y Barakaldo, por llevar 39 años consecutivos realizando la fiesta del Ajoblanco en Cataluña y País Vasco. El pregón correrá a cargo de Beatriz Díaz, periodista de Canal Sur, reportera y directora del programa '75 minutos'.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos