El Parlamento rechaza la comparecencia en agosto de cuatro consejeros del Gobierno

El Parlamento rechaza la comparecencia en agosto de cuatro consejeros del Gobierno

PP-A, Ciudadanos y Vox votan en contra en la Diputación Permanente para que los titulares de Salud, Educación, Igualdad y Cultura den explicaciones

JOSÉ LUIS PIEDRA

El Parlamento andaluz rechazó la comparecencia urgente en agosto de cuatro consejeros del Gobierno como así lo había solicitado la oposición para explicar diversos asuntos y problemas de sus respectivos departamentos. La Diputación Permanente de la Cámara decidió desestimar esta petición planteada por el PSOE-A y Adelante Andalucía, que fueron los únicos que votaron a favor de esta presencia de los consejeros en pleno verano y que cosecharon los sufragios contrarios de los grupos PP-A, Cs y Vox, que ostentan la mayoría en este órgano que rige el Parlamento durante esta época sin actividad.

Las peticiones de la oposición en comisión extraordinaria solicitaban las comparecencias de los consejeros de Educación y Deporte, Javier Imbroda; de Salud y Familias, Jesús Aguirre; de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, Rocío Ruiz; y de Cultura y Patrimonio Histórico, Patricia del Pozo.

El requerimiento de Javier Imbroda en el Parlamento tenía como objetivo su explicación sobre la situación de los interinos y de las escuelas infantiles en Andalucía, donde se han producido recientemente 73 despidos, mientras que la presencia de Jesús Aguirre se sustentaba en las incidencias producidas en el sistema sanitario durante el verano y la gestión de la listas de espera al priorizar a los enfermos menos graves. A ello se sumaban las peticiones de comparecencia de Rocío Ruiz, por la polémica campaña contra la violencia de género puesta en marcha por la Junta y de Patricia del Pozo, sobre la dimisión del secretario general de Innovación Cultural y Museos, Fernando Francés y sobre la pretensión de cobrar en las visitas a museos y espacios culturales.

La secretaria general del PP-A,Loles López, argumentó el rechazo a estas comparecencias en que el PSOE-A centra solo su debate en «reproches políticos y no en las soluciones a las necesidades y problemas que tiene Andalucía y que no podemos arreglar en siete meses después de 37 años de gobierno socialista . Pese al rechazo de estas comparecencias, el consejero de Presidencia, Administración Pública e Interior, Elías Bendodo, garantizaba «transparencia al cien por cien» y aseguró que «en este gobierno no vamos a ocultar nada y vamos a contar todo y a cualquier parlamentario que solicite información se le va a facilitar».

El portavoz de Cs, Sergio Romero, lamentó que el PSOE-A con estas comparecencias pretenda seguir «tergiversando, manipulando y calentando la calle y se están destapando como los llorones de la clase cuando fueron malos como gobierno y ahora están batiendo todos los récords como oposición».

Vox, como socio parlamentario del Gobierno de PP y Cs, también se posicionó en contra de esta solicitud y arguyó que ninguna de ellas revestía de carácter de urgencia y solo son fruto del interés partidista y oportunista del PSOE-A, según su diputada , Ángela Mulas, quién sí señaló en relación a la campaña contra la violencia de género que consejera tendrá que dar explicaciones en su momento porque su grupo no está de acuerdo con que se haya destinado 1,2 millones a esta iniciativa.

El portavoz adjunto del grupo parlamentario socialista, Rodrigo Sánchez Haro, lamentó que el rechazo sin argumentos para que estos consejeros den la cara sobre problemas graves que amenazan pilares básicos como la sanidad y educación y denunció el retroceso y demolición de estos servicios públicos

Por último, la presidenta del grupo parlamentario Adelante Andalucía, Ángela Aguilera, afirmó que la gestión de los consejeros de Educación e Igualdad – cuya comparecencia había solicitado también su grupo- merecen su cese inmediato por el caos educativo y por la campaña de violencia de género puesta en marcha por la Junta que responsabiliza a las víctimas de su situación. Además, añadió que sí existía urgencia en las comparecencias solicitada como reflejaba la protesta de los profesores interinos concentrados a las puertas del Parlamento.