La Junta urge un plan para que otras regiones acojan a migrantes

Inmigrantes aguardan en Algeciras poder ser atendidos. :: efe'/
Inmigrantes aguardan en Algeciras poder ser atendidos. :: efe'

Cautela en el Gobierno andaluz sobre el acuerdo europeo mientras se insiste en que se reúna la mesa sectorial de Política Migratoria para abordar la oleada de pateras

SUR SEVILLA.

El Gobierno andaluz recibió ayer con cautela el acuerdo europeo en materia de inmigración. Andalucía afronta desbordada la llegada de pateras desde Marruecos por el Estrecho. Varias poblaciones costeras de Málaga, Granada, Cádiz y Almería no dan abasto en atender a los casi tres mil migrantes recibidos en las últimas tres semanas. Tanto el vicepresidente de la Junta, Manuel Jiménez Barrios, como la consejera de Igualdad y Políticas Sociales, María José Sánchez Rubio, urgieron al Gobierno a convocar el Consejo Interterritorial en materia de Política Migratoria para abordar «una solidaridad ordenada y compartida» en la atención a los migrantes llegados a las costas andaluzas.

Así respondieron al ser preguntados por el acuerdo de los líderes de la Unión Europea (UE) para crear de forma voluntaria en los Estados miembros centros «controlados» para separar a los refugiados, con derecho a permanecer en los 28 países de la UE, de los inmigrantes económicos, que serían devueltos a sus países de origen. El acuerdo también recoge que España y Marruecos sean compensadas.

Jiménez Barrios no se pronunció sobre un acuerdo que dijo conocer todavía ayer de forma somera e insistió en que «las instituciones tienen que ser conscientes de que tienen que trabajar para darle la mejor atención a las personas que viven ese drama y que llegan en oleadas a nuestras costas y a otras costas».

«La UE tiene que estar comprometida», afirmó. En cualquier caso, confía en que «el Gobierno convoque la mesa sectorial y establezcamos una planificación correcta, ordenada y con una solidaridad compartida» ante la realidad migratoria.

El vicepresidente de la Junta explicó que para la atención correcta a los menores inmigrantes en Andalucía, una competencia autonómica, «es necesario dotar de más recursos» a la comunidad, «con una financiación más correcta y adecuada», porque de lo contrario «no es posible» una adecuada atención.

Señaló que no sólo hace falta más dotación en términos económicos, sino también en términos «operativos». «Hay que incrementar los operativos policiales, el socorrismo y el salvamento marítimo. Se trata de coordinar», agregó

La consejera andaluza de Igualdad y Políticas Sociales, María José Sánchez Rubio, abogó también por «planificar» la realidad del movimiento migratorio, que no es solo un asunto de ciudades o comunidades, sino del conjunto de la Unión Europea y no puede abordarse con una «política de parches».

A la espera de conocer en profundidad los resultados de la reunión de los líderes de la Unión Europea sobre la situación, Sánchez Rubio manifestó que «lo importante es que haya una política europea y también de Estado que coordine no solo los flujos migratorios, sino la solidaridad entre los territorios».

La secretaria general del PP andaluz, Loles López, opinó que «España pierde» con el acuerdo. «En ese acuerdo, la acogida de inmigrantes por parte de los países es voluntaria y España pierde porque no tiene esa opción, puesto que somos receptores directos por nuestra situación geográfica», ha contestado López, a preguntas de los periodistas.

La dirigente del PP-A censura el «silencio cómplice» que, en su opinión, mantiene la presidenta andaluza, Susana Díaz, ante el creciente «drama humanitario» que afronta Andalucía que, destaca, ha recibido en las dos últimas semanas un número de inmigrantes equivalente a cinco barcos Aquarius, sin ninguna presencia de responsables políticos, como ocurrió en Valencia.

El presidente y portavoz de Ciudadanos (Cs) en el Parlamento andaluz, Juan Marín, dijo, por su parte, que espera que el acuerdo sobre migración que han alcanzado los líderes de la UE «sirva y sea el principio de una solución», si bien ha considerado que «habrá que avanzar mucho más porque parece que todavía hay bastante división entre los países miembros».

Podemos e IU también han reclamado una coordinación institucional para responder a la oleada de pateras en Andalucía.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos