Junta y Estado se enfrentan por el posible peaje en autovías gratuitas para costear su mantenimiento

Junta y Estado se enfrentan por el posible peaje en autovías gratuitas para costear su mantenimiento

La ministra María Jesús Montero asegura que es una propuesta en estudio y el presidente andaluz la rechaza frontalmente tildándola de broma

JOSÉ LUIS PIEDRA

El Gobierno estatal estudia la posibilidad de establecer un pago «simbólico» por el uso de las autovías actualmente gratuitas con el objetivo de contribuir al sostenimiento de los costes de su mantenimiento y conservación. Es una propuesta que baraja el Ministerio de Fomento, según avanzó la ministra de Hacienda en funciones, María Jesús Montero, que afirmó que desde hace tiempo se viene trabajando desde el departamento que dirige José Luis Ábalos en el análisis de fórmulas para lograr la mejor conservación de las autopistas y autovías.

La ministra señaló además que esta propuesta parte de distintas iniciativas planteadas en el Congreso de los Diputados, donde se propuso incluso la creación de un grupo de trabajo para estudiar la forma de gestión y conservación de estas infraestructuras viarias.

María Jesús Montero considera fundamental diseñar una política adecuada de conservación de carreteras que supere el actual modelo caduco y obsoleto, sobre todo para mejorar la seguridad vial y evitar muertes humanas. «Se están haciendo estudios con cuestiones que se llevan a cabo y en otros países como Portugal, Francia o Italia», explicó.

La titular de Hacienda en funciones precisó que el Ministerio de Fomento se encuentra en una fase de estudio y de momento no existen propuestas para concretar o avanzar, pero puso de relieve la necesidad de eliminar cualquier sistema injusto que no permita la igualdad con otros territorios en cuanto a la conservación de la red viaria.

La idea todavía por madurar que se analiza en la cocina del Ministerio de Fomento es establecer un peaje mínimo y de carácter simbólico que sería llevadero para los usuarios y que estaría en torno a la décima parte de lo que ahora se paga de media en las autopistas de peaje. El ministro de Fomento en funciones, José Luis Ábalos, también se refirió a esta posibilidad de imponer este pago simbólico, ya que es una cuestión a debatir y sobre la que hay que reflexionar, aunque el proceso ni siquiera se ha iniciado.

Rechazo de la Junta

Desde el Gobierno andaluz la reacción ante este eventual peaje en autovías hasta ahora gratuitas fue tan inmediata como contundente, con un rechazo frontal a cualquier iniciativa que venga a gravar los bolsillos de los usuarios de estas vías. El presidente de la Junta, Juanma Moreno, se opuso tajantemente desde ya a esta posibilidad y tildó la propuesta de «broma«.

Juanma Moreno aseguró en su perfil de redes sociales que «el Gobierno del PSOE se niega a pagarle a Andalucía los 4.000 millones que reclama el Parlamento en materia de financiación autonómica y encima quiere hacernos pagar por usar las autovías construidas con nuestros impuestos». »¿Es una broma? Como presidente de Andalucía me opongo desde ya«, sentenció.

Desde la Consejería de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio fueron más allá en este rechazo y aseguraron que no se va a cobrar nada en las carreteras de titularidad autonómica, al tiempo que censuraron que se haga este anuncio ahora coincidiendo con el próximo fin del peaje en la autopista AP-4 Sevilla-Cádiz. Desde el departamento que dirige Marifrán Carazo sostienen que «resulta curioso que, precisamente ahora, cuando quedan algo más de cuatro meses para que los andaluces nos liberemos por fin de ese peaje entre Sevilla y Cádiz, el Gobierno socialista se plantee el pago simbólico en las autovías gratuita», mostrando su absoluta falta de entendimiento con esta iniciativa, sobre todo porque «hace apenas tres meses el PSOE llegó a reclamar en el Parlamento andaluz que rescatáramos ya el peaje de la AP-4».

El Gobierno autonómico defiende que ya ha pagado el peaje en la sombra con 126,5 millones de euros para liberar el coste del tramo entre Jerez de la Frontera y Cádiz durante los últimos 14 años. Además, la Consejería considera «incomprensible que ahora, cuando estamos a punto de lograr que no haya que pagar por circular por esa carretera, vienen a decirnos que lo mismo tenemos que volver a pagar por usarla».

La Consejería considera el Gobierno de España es el responsable de afrontar la conservación de las carreteras que son de su titularidad como en Andalucía está realizando el ejecutivo autonómico con un gran esfuerzo y con el aumento del presupuesto en esta materia con con 22 millones más en 2019. «Nosotros vamos a mantener nuestras carreteras y que el Gobierno de España invierta en la conservación de las suyas y no piense sólo en sacar dinero de ellas», subrayaron.

El PSOE-A pide tranquilidad

Por su parte, el PSOE-A hizo un llamamiento a la «tranquilidad» ante esta medida y aseguraron que lo importante para Andalucía es que el ejecutivo de Pedro Sánchez está plenamente comprometido« con la eliminación del peaje entre Sevilla y Cádiz, haciendo lo que no hicieron ni Rajoy ni el PP-A».

El portavoz parlamentario socialista, José Fiscal, dijo en redes sociales que el único que no se ha enterado es el presidente de la Junta, al que reprochó que relacione este posible «pago simbólico» en las autovías con los 4.000 millones se reclaman por la financiación autonómica. A este respecto, se preguntó que dónde estaba Juanma Moreno cuándo se le reclamaba desde el Gobierno de Andalucía y que se lo explique a su socio, Cs, que votó en contra de esta reivindicación.

En la misma línea se pronunció la parlamentaria socialista por Córdoba, Rosa Aguilar, que apostilló que lo más importante en Andalucía es que está despejado el tema de la liberación del peaje de la AP-4 y lo más inmediato es facilitar la constitución de un nuevo Gobierno para, llegado el momento, hablar de las medidas a impulsar.