Juanma Moreno expresa malestar por decisiones de los cargos del PSOE aún en funciones

El presidente de la Junta, Juanma Moreno, saluda al alcalde de Sevilla, Juan Espadas :/EP
El presidente de la Junta, Juanma Moreno, saluda al alcalde de Sevilla, Juan Espadas : / EP

Advierte deque hará revertir los nombramientos no ajustados a derecho después de dos rifirrafes en Empleo y Salud

Maria Dolores Tortosa
MARIA DOLORES TORTOSA

El traspaso de poderes modélico ha empezado a hacer aguas. El presidente del Gobierno andaluz, Juanma Moreno, expresó ayer su malestar por las quejas que le llegan de algunos departamentos, entre ellos Salud y Empleo, por nombramientos y decisiones que toman los cargos socialistas aún a la espera de ser relevados y también por otras que adoptaron cuando estaban en funciones después de las elecciones del día 2 de diciembre y antes de la toma de posesión del nuevo Gobierno PP-Cs el pasado día 22 de enero.

Moreno advirtió de que van a examinar todos los nombramientos y decisiones realizadas durante la etapa en la que el Gobierno de Susana Díaz estaba en funciones, es decir, tras las elecciones. «Todas las decisiones que no se ajusten a derecho vamos a revertirlas desde la Administración andaluza», afirmó para dejar caer que algunas de ellas podrían implicar «menoscabo de fondos públicos».

La colisión ha surgido en dos consejerías, Salud y Empleo, la primera llevada por el PP y la segunda por Ciudadanos. En ambas, como en todas las otras 9 consejerías, aún cohabitan consejeros y viceconsejeros del bipartito PP-Cs con directores generales y gerentes del anterior gobierno socialista. La mayoría serán cesados este próximo martes en el Consejo de Gobierno que apruebe los nombres de la estructura de los niveles tercero y cuarto.

En Salud, cuyo titular es Jesús Aguirre Muñoz, ya molestó al PP que en la etapa en funciones –cuando todavía no se había cerrado el pacto PP-Cs-Vox para la investidura, pero ya se preveía que así fuera–, el Servicio Andaluz de Salud (SAS) estuviera publicando en el Boletín Oficial de la Junta (BOJA) nombramientos de cargos intermedios, como directores de centros de salud o servicios de hospitales, pese a que se hiciera con el preceptivo proceso selectivo. El Sindicato Médico de Andalucía (SMA) denunció hasta 70 nombramientos desde las elecciones para, en opinión de sus directivos, «dejar bien atada» la estructura de mandos intermedios del SAS. Algunos de los cargos fueron publicados el día 28 de enero, cuando eran cesados los viceconsejeros del anterior gobierno y entraban los nuevos.

Moreno inaugura con Espadas (PSOE) la ronda institucional con los alcaldes

Juanma Moreno sigue en muchos aspectos una agenda parecida a la que tuvo su predecesora en la Presidencia andaluza, Susana Díaz. Esta cursó su primera visita institucional a un alcalde de capital al de Málaga, Francisco de la Torre, del PP. Ahora Moreno ha elegido una capital con un alcalde del PSOE para su primera visita institucional. En concreto al de Sevilla, Juan Espadas. Moreno saludó a la corporación, firmó en el libro de honor y se comprometió a impulsar la terminación del metro. Por la tarde también visitó la Diputación Provincial de Sevilla, presidida por otro socialista, Fernando Rodríguez Villalobos.

A los dos políticos socialistas, el presidente del Gobierno ofreció «lealtad» institucional. Moreno Bonilla explicó que había elegido Sevilla por ser la capital andaluza y para trasladar su voluntad de colaboración institucional, de trabajo «leal» y de «máximo diálogo».

Lo que para los recientes responsables políticos de Salud ha colmado el vaso es que estos nombramientos se sigan haciendo tras la constitución del Gobierno y que este se entere por el BOJA de ellos. La buena armonía de los primeros días entre cargos entrantes y cesantes saltó ayer por los aires cuando la viceconsejera de Salud, Lina García, requirió a la gerente del SAS, Francisca Antón Molina, «lealtad» además de paralizar con «urgencia» los trámites de cualquier nombramiento así como los procesos selectivos. El PP hizo pública esta misiva de la viceconsejera a su subordinada porque ya se le habían dado instrucciones claras de que no lo hiciera y no hizo caso.

Rifirrafe en Empleo

El otro roce entre cargos salientes y entrantes se ha producido en la Fundación Andalucía Emprende, bajo la tutela de la Consejería de Empleo, que dirige Rocío Muñoz. CC OO denunció que los directivos de esta fundación repartieron –el mismo día 28 de enero– el reparto de los incrementos salariales del sector público para 2019 de forma lineal y no proporcional, como sostiene el sindicato que es la legalidad. La denuncia creó confusión porque daba a entender que lo habían hecho para repartirse las subidas antes de ser cesados. Los directivos emitieron un comunicado en el que explicaban que lo que hicieron fue aplicar «la subida del 2,25% establecida en el Real Decreto Ley 24/2018, de 21 de diciembre, «por el que se aprueban medidas urgentes en materia de retribuciones en el ámbito del sector público». Añadían que no se trataba de pluses ni reparto entre directivos, sino aplicado a todos los empleados de Andalucía Emprende para que pudieran cobrarla en la nómina de enero.

El departamento que dirige Cs con la consejera Rocío Muñoz al frente, ha pedido un informe sobre la denuncia de CC OO a la Fundación Andalucía Emprende y, mientras tanto, comunicó a Europa Press la desautorización del comunicado de los directivos de la citada entidad pública.

El Presupuesto se conocerá antes de las municipales

El presidente de la Junta, Juanma Moreno, respondió ayer a las críticas recibidas de la oposición, especialmente el PSOE, por haber afirmado que el Presupuesto de la Junta para 2019 no se aprobará hasta después de las elecciones municipales y autonómicas del día 26 de mayo. Para el PSOE, el bipartito puede estar escondiendo recortes y por eso descarta unas cuentas antes de las elecciones locales, donde todos se juegan ayuntamientos y diputaciones.

Moreno respondió que piensa «correr» todo lo que pueda para que el proyecto de ley del Presupuesto de la Junta esté listo y se conozca antes de las elecciones municipales para no dejar lugar a dudas, aunque luego no se apruebe hasta después de los comicios. Juanma Moreno sigue argumentando que su intención es negociar la aprobación de las cuentas con todos los partidos, negándose a admitir que el único aliado posible para poder aprobarlas es Vox.

«Tiene guasa que lo diga quien no aprobó el presupuesto en septiembre», dijo Moreno sobre las críticas del PSOE. Añadió que su antecesora, la socialista Susana Díaz, lo podía haber empezado a negociar en agosto y tenerlo aprobado antes de la convocatoria electoral en octubre, dado que a partir de entonces ya no se puede al quedar el Parlamento disuelto. «No es razonable que metan prisa cuando ellos no lo han hecho», añadió.

Sobre el Presupuesto también se pronunció el consejero de Presidencia, Elías Bendodo, quien aseguró que el consejero de Hacienda, Alberto García Valera, está ya trabajando en la elaboración de las cuentas andaluzas de este 2019 y que estas serán «expansivas».