Juanma Moreno se consagra como un referente nacional para el PP

Dos sonrientes Juanma Moreno y Pablo Casado saludan a los asistentes a la clausura de la Convención Nacional del PP./EFE
Dos sonrientes Juanma Moreno y Pablo Casado saludan a los asistentes a la clausura de la Convención Nacional del PP. / EFE

El presidente de la Junta de Andalucía protagoniza la clausura de la Convención Nacional, donde fue aclamado por sus compañeros de partido

Antonio M. Romero
ANTONIO M. ROMEROEnviado especia. Madrid

Y al tercer día, apareció. Su figura y la gesta de llegar a la presidencia de la Junta de Andalucía tras casi 37 años de gobiernos socialistas había planeado sobre la Convención Nacional de rearme ideológico que el PP celebró en Madrid desde el pasado viernes, pero no fue hasta la mañana de ayer domingo cuando Juanma Moreno hizo su entrada triunfal en el pabellón uno de Ifema, donde se celebró el cónclave que ha reunido a la plana mayor de los populares españoles. Moreno, que desde el miércoles es el barón popular con mayor poder territorial, se dio un baño de multitudes y tomó la palabra en el plenario con un discurso enardecido en una jornada en la que se consagró como un referente del Partido Popular de España.

Moreno trajo bajo el brazo un mensaje de esperanza bajo el espíritu del 'Yes, we can', es decir, si el PP ha podido gobernar en la Junta andaluza puede conseguir cualquier meta electoral que se marque. A este respecto, y ante el ciclo de citas con las urnas que aparece en el calendario (comicios municipales, autonómicos y europeos el próximo 26 de mayo y generales, si no hay adelanto, en 2020) proclamó: «Esa ola de cambio que ha surgido en Andalucía y que ha despertado una gran ilusión, no se para en Despeñaperros, sino que va a llegar a todos y cada uno de los rincones de España, a todas las comunidades y, sin duda, a La Moncloa».

«La ola de cambio que ha surgido en Andalucía no se va a parar en Despeñaperros, sino que llegará a todos los rincones de España y a La Moncloa»

Acompañado por el presidente del PP, Pablo Casado, y el número dos de la dirección nacional, Teodoro García Egea, el nuevo presidente de la Junta de Andalucía llegó en medio de una gran expectación mediática y entró en el plenario bajo la sintonía de los asistentes coreando: '¡Presidente, presidente! A partir de ahí, un lento paseíllo entre un mar de besos, apretones de mano y palmadas en la espalda hasta llegar a la tribuna de oradores. Después, se sentó en la primera línea junto al otro gran barón territorial popular, el gallego Alberto Núñez Feijóo, y cerca del que fuera presidente del Gobierno entre 1996 y 2004, José María Aznar, y su esposa, Ana Botella.

«¡Qué bien suena lo de presidente de la Junta de Andalucía en un afiliado del PP!»

Desde allí, el político malagueño siguió las intervenciones del presidente nacional de Nuevas Generaciones, Diego Gago, y el líder de PP en Madrid, Pío García Escudero, hasta que le tocó el turno de subir al estrado con el plenario en pie tributándole una gran ovación, una banda interpretando el 'We are the Champions' mientras una voz en off lo presentaba como presidente de la Junta de Andalucía.

Moreno es abrazada por una militante; detrás Rafael Hernando.
Moreno es abrazada por una militante; detrás Rafael Hernando. / SUR

«¡Qué bien suena lo de presidente de la Junta en un afiliado del PP!», proclamó Juanma Moreno en sus primeras palabras mientras en la pantalla de atrás se proyectaba una imagen de la fachada principal del Parlamento de Andalucía. A renglón seguido tuvo unas palabras de «cariño y apoyo» a la familia del pequeño Julen y a los equipos de rescate que intentan encontrarlo en la sierra de Totalán.

«Sólo pueden los que creen que pueden y este partido cree que puede cambiar España, Andalucía y todos los rincones»

El discurso de Moreno fue un agradecimiento a los apoyos que ha recibido tanto de la dirección nacional del PP y del partido en Andalucía. En especial, el nuevo presidente de la Junta de Andalucía agradeció a Pablo Casado su implicación en la campaña de las elecciones andaluzas del 2 de diciembre, en las que «se dejó la piel». «Asumió una enorme responsabilidad en Andalucía y se echó a las espaldas esas elecciones como si fuera el candidato. Eso es un ejemplo de la forma de ser y del liderazgo de nuestro presidente. Agradezco su esfuerzo pueblo a pueblo, calle a calle y día a día», remarcó quien hace unos meses apoyó a Soraya Sáenz de Santamaría en la pugna por el liderazgo del partido tras la marcha de Mariano Rajoy.

Negociación sin renuncia

Juanma Moreno también elogió al secretario general, Teodoro García Egea, y al vicesecretario de Organización, Javier Maroto, por su papel en las negociaciones con Ciudadanos y Vox para lograr su investidura como presidente de la Junta de Andalucía. «Hemos tenido que hacer una difícil y compleja negociación y he tenido al mejor equipo, yo los llamo los 'negocietors', son unas máquinas de negociar. Con mucha habilidad, inteligencia, audacia y sin dejar atrás ninguno de nuestros principios alcanzamos un acuerdo para Andalucía que pronto se podrá proyectar a nivel nacional», remarcó.

Moreno relató que cuando en 2014 se puso al frente del PP andaluz, desde distintos ámbitos le hicieron llegar que era imposible gobernar en Andalucía y él añadió que hay que creer y tener esperanza. Y en este sentido y en alusión a los candidatos a las alcaldías y comunidades autónomas en las elecciones de mayo les espetó: «Sólo pueden los que creen que pueden y este partido es de los que cree que puede cambiar España, Andalucía y todos los rincones. Este partido se lo cree con dedicación, pasión y entrega. Quiero que creáis en este proyecto y en vuestras posibilidades».

Abogó por trasladar a otros territorios los pactos con Ciudadanos y Vox en Andalucía

El presidente de la Junta de Andalucía sostuvo que las próximas elecciones municipales y autonómicas van a ser «un revulsivo para nuestro partido» y confió en la victoria de Pablo Casado cuando se convoquen los comicios generales. «Vas a tener todo el apoyo, cariño y respaldo de todos los militantes del PP andaluz. Te necesitamos en La Moncloa ya, lo antes posible. Todos los afiliados y cargos públicos y orgánicos del PP andaluz nos vamos a dejar el resto para que seas presidente del Gobierno», recalcó.

Se ofrece a devolver a Casado el apoyo recibido y llevarlo «lo antes posible» a la presidencia del Gobierno

«Hemos conseguido un sueño que parecía imposible, el sueño de que el gran cortijo que había montado el PSOE, el gran feudo socialista, sea hoy gobernado por el PP. Estoy convencido de que ese empuje lo vais a notar cada uno en vuestras candidaturas. Desde el sur vamos a empujar con mucha fuerza para desalojar a Pedro Sánchez de La Moncloa y poner democráticamente a Pablo Casado al frente del Gobierno para regenerar la vida pública, recuperar la integridad de España y hacer que España funcione», subrayó durante un discurso, donde fue muy aplaudido y se le vio entregado. Y no es para menos, dado el estatus recién estrenado como uno de los líderes más destacados de los populares españoles.

 

Fotos

Vídeos