Igualdad acusa al PSOE de esperar a que hubiera muertes para incorporar usuarios al sistema de dependencia

El consejero de Presidencia, Elías Bendodo (PP) (i), se dirige a la consejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, Rocío Ruiz (Cs). /Efe
El consejero de Presidencia, Elías Bendodo (PP) (i), se dirige a la consejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, Rocío Ruiz (Cs). / Efe

La Junta priorizará a los menores de 21 años y mayores de 80 en la entrada al programa de prestaciones

Maria Dolores Tortosa
MARIA DOLORES TORTOSA

La consejera de Igualdad, Conciliación y Políticas Sociales, Rocío Ruiz,ha acusador a anteriores gobiernos del PSOE de «esperar a que hubiera fallecimientos» para incorporar nuevos usuarios al sistema de dependencia. Ruiz ha hecho esta afirmación sin aportar datos o documentación en su comparecencia tras el Consejo de Gobierno, que le ha dado el visto bueno a un plan para priorizar a los menores de 21 años y mayores de 80 en la entrada al programa de ayudas con independencia del orden de apertura de sus expedientes.

Como ya hiciera en la explicación hace dos meses de su plan de urgencia contra las listas de espera en la dependencia, Rocío Ruiz (Cs) hizo una dura crítica de la gestión de los socialistas en la Junta en la aplicación de una ley aprobada precisamente por un Gobierno del PSOE , el de José Luis Rodríguez Zapatero. Volvió a hablar de «cuellos de botella» y de una lista oculta de 35.000 usuarios, algo desmentido por el anterior gobierno de Susana Díaz. Acusó a este de no cubrir 28 vacantes para descongestionar el sistema, trabajo para el que se destinó en cuatro años 9,7 millones, lo que hizo que la lista de espera «estuviera parada», afirmó. «Esperaban a que hubiera fallecimientos para que entraran nuevas personas en el sistema, esa era la política del PSOE», añadió. Al ser preguntada por los periodistas si podía demostrar sus afirmaciones, respondió que su ejecutivo está elaborando un informe. «Cuando tengamos los datos los aportaremos», dijo.

Ruiz dijo que hay 9.186 mayores de 80 años que llevan esperando dos años para recibir una prestación, estando ya reconocida esta. También sacó pecho de su plan de choque de 77 millones. En dos meses el número de usuarios ha pasado de 210.304 a 211.900, 1.569 beneficiarios más.

La portavoz Igualdad y Politicas Sociales del grupo parlamentario socialista, Soledad Pérez, rechazó los datos de Rocío Ruiz. Calificó de «indecente» que se utilice a los dependientes fallecidos; también dijo que el nuevo Gobierno oculta que están siendo atendidas dos mil personas menos. Apunta datos del Imserso por los que a 31 de diciembre de 2018, había 212.243 personas dependientes atendidas en Andalucía, mientras que a 30 abril de este año, ese número ha descendido a 210.903 «por la gestión del Gobierno de las derechas».