Iglesias arremete contra el «susanismo» en su primer acto de la precampaña andaluza

Pablo Iglesias y Teresa Rodríguez, anoche en Sevilla. /Raúl Caro. EFE
Pablo Iglesias y Teresa Rodríguez, anoche en Sevilla. / Raúl Caro. EFE

«Estoy convencido de que Adelante Andalucía, Unidos Podemos, van a ganar las elecciones», afirma el líder del partido morado

Maria Dolores Tortosa
MARIA DOLORES TORTOSA

En su primer acto anoche en Sevilla en la precampaña de las andaluzas, Pablo Iglesias solo mencionó una vez a Adelante Andalucía, la marca con la que Podemos e Izquierda Unida concurren juntos a las elecciones del día 2 de diciembre. Lo hizo para a continuación yuxtaponer esta marca con Unidos Podemos, la de la confluencia con IU en el ámbito nacional. No fue la única demostración de que el líder de Podemos no ha digerido del todo la apuesta rebelde de Teresa Rodríguez, que se negó a obedecer lo aprobado por las bases de que el nombre de Podemos debe ser prominente en las papeletas de las coaliciones electorales. El mismo acto en sí, en el que Iglesias respaldó a Teresa Rodríguez como candidata a la Presidencia de la Junta y arremetió contra el «susanismo», no solo ignoraba a Adelante Andalucía, sino que tampoco dejó sitio al tándem electoral de la dirigente regional con el coordinador de IU CA, Antonio Maíllo.

Maíllo no acudió al mitin por estar en Sanlúcar, según fuentes de Izquierda Unida por la muerte de un amigo. Si bien, la convocatoria del acto no le incluía e Iglesias nunca le mencionó. Podemos e IU explicaron que se trababa de un acto del partido morado para explicar el acuerdo de Iglesias y Pedro Sánchez sobre los presupuestos estatales. El formato parece más bien el del lanzamiento de la campaña de Pablo Iglesias cara a las futuras elecciones generales bajo el lema 'La mitad del camino hacia un nuevo país'. Iglesias inicia ese camino en Andalucía, cuyas elecciones son clave para calibrar la fortaleza de los cuatro grandes partidos.

El líder de Podemos habló sobre todo de la polémica marcha atrás del Tribunal Supremo sobre el impuesto de actos jurídicos de las hipotecas, instando a Pedro Sánchez a aprobar como ley la asunción de los bancos de su pago para demostrar que es un «gobierno decente».

Mayoría social

También habló al auditorio de las cuentas estatales y casi al final de su alocución planteó varias preguntas para poner en duda de que el acuerdo con Sánchez sobre ellas hubiera sido posible si Susana Díaz hubiera ganado las primarias del PSOE. ¿Está de acuerdo el susanismo con estos presupuestos o hubiera preferido otros con Ciudadanos?», inquirió.

Iglesias, y también Teresa Rodríguez, han resuelto el dilema de confrontar con el PSOE en Andalucía y pactar con el mismo partido en Madrid llamando susanismo al socialismo andaluz. Iglesias instó a los votantes de izquierda a reflexionar si los que llevan 37 años gobernando pueden ser la mejor opción para defender Andalucía. «¿Quién defiende los mínimos que unen a todos los ciudadanos de izquierdas en Andalucía?. Muchos andaluces y andaluzas van a pensar en esta campaña electoral la respuesta a esta pregunta, y de su respuesta va a depender quién gobernará, y no ganará las elecciones un partido o una confluencia, ganará una mayoría social», aseveró. «Estoy convencido de que Adelante Andalucía, Unidos Podemos, van a ganar las elecciones», remarcó el líder de Podemos.

Teresa Rodríguez contrarrestó con Antonio Maíllo su apuesta de ir juntos en un desayuno coloquio en la mañana, en la que ambos volvieron a defender su proyecto electoral. En el mismo, Rodríguez reiteró que Adelante no entrará en ningún gobierno con el PSOE en la Junta y que esta decisión no hay que someterla a las bases, como sugirió el día antes Pablo Iglesias dejando la puerta abierta a un pacto con los socialistas.

Por la tarde, Rodríguez presentó a Iglesias como «alguien que nunca ha dejado de ser amigo mío, aunque tengamos diferencias». El líder de Podemos hizo una referencia sobria a la candidata andaluza al sustituirla sobre el escenario: «Muchas gracias Teresa por todo y porque vas a ser la próxima presidenta de Andalucía». Luego los dos dirigentes de Podemos compartieron un coloquio con los asistentes al acto en el que se repartieron las preguntas. Unas 500 personas acudieron a este primer mitin de la precampaña de Podemos en Andalucía, llenando el recinto.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos