El campo andaluz registró 3.973 robos en 2018, un 15,5 % menos que en 2017

El campo andaluz registró 3.973 robos en 2018, un 15,5 % menos que en 2017

En Málaga se pasó de 305 sustracciones en 2017 a 273, contabilizadas el año pasado

EFE

El Ministerio del Interior registró 3.973 sustracciones en explotaciones agrícolas y ganaderas en 2018, un 15,5 % menos que en 2017, cuando se registraron 4.700. Por provincias, los hurtos aumentaron en 2018 en Sevilla, con 895 respecto a los 873 del ejercicio anterior, se mantuvieron igual en Granada en ambos ejercciios, con 433, y disminuyeron en el resto de las provincias.

El Ministerio del Interior contabilizó que en 2017 y una cifra más alejada del pico más alto registrado en 2012 (24.078 casos), el más elevado de los últimos ocho ejercicios.

Los datos, avanzados en un comunicado por la asociación Unión de Uniones de Agricultores y Ganaderos, y confirmados a Efeagro por Interior, no incluyen información completa sobre Cataluña y tiene como fuentes el Cuerpo Nacional de Policía, Guardia Civil, Ertzaintza, Policía Foral de Navarra y Policía Local.

Los hurtos, con o sin violencia, aumentaron el año pasado en las en explotaciones agrarias de las provincias de Vizcaya (44,4 %), Baleares (40 %), Ávila (18,8 %), Navarra (14,3 %), A Coruña (10,2 %), Castellón (6,3 %), Sevilla (2,5 %) y Murcia (0,6 %).

Desde Unión de Uniones (UdU) han recomendado denunciar siempre estos hechos, pese a que solo el 18,5 % de ellos se resuelven. A su juicio, los robos reiterados en explotaciones se han convertido en una de las razones más importantes para dejar de invertir en el medio rural, por ejemplo, en paneles solares, electrificación y regadíos o en maquinaria.