Bendodo, un fiel aliado de Moreno en el núcleo duro del gobierno

Bendodo, un fiel aliado de Moreno en el núcleo duro del gobierno

Forjado en la política municipal y en la actividad orgánica del PP de Málaga que preside desde 2008, su salto al a política andaluza lo aparta de la carrera por suceder a De la Torre

Antonio M. Romero
ANTONIO M. ROMERO

Desde hace más de dos décadas, Elías Bendodo (Málaga, 1974) es uno de los más fieles aliados de Juanma Moreno, con quien comparte, además de proyecto político, amistad y ha estado junto al presidente de la Junta en las duras y las maduras. Ahora, el nuevo jefe del gobierno regional ha situado al líder del PP de Málaga en un puesto estratégico y clave como es la Consejería de Presidencia, Administraciones Públicas e Interior, la cartera desde la que se coordinará la actividad del gobierno bipartito, la acción de los delegados en las provincias, la relación con otras instituciones y las políticas de seguridad.

Bendodo acumulará un gran poder en San Telmo (hay quienes apuntan que aunque no nominalmente sí desde el punto de vista práctico será vicepresidente del ejecutivo regional) y su salto a la política andaluza producirá un efecto dominó en Málaga, donde en las próximas horas deberá dejar la presidencia de la Diputación -la ocupa desde 2011- por lo que habrá que nombrar un sustituto hasta las elecciones municipales del próximo mayo, y deberá dejar el Ayuntamiento de la capital, donde es concejal desde julio de 2000, cuando sustituyó a José María Martín Carpena, asesinado por ETA.

Más

Su nombramiento como consejero comporta que el presidente del PP malagueño no podrá ir en las próximas listas electorales para los comicios locales del 26 de mayo, lo que supondrá que, por el momento, se aparta de la carrera por la sucesión de Francisco de la Torre a la Alcaldía de Málaga. Y es que en los últimos años, ha sido el delfín del actual regidor de la capital.

Curtido en la gestión municipal, donde ha ostentado responsabilidades en el ámbito del Turismo y el Deporte, y en el ámbito orgánico del partido, Elías Bendodo es un político pragmático con capacidad para forjar consensos, aunar y conseguir objetivos, no le teme a los retos ni a la innovación política (ahí están proyectos que llevan su sello como presidente de la Diputación como el Caminito del Rey, la Senda Litoral o la Noria), tiene olfato político, sentido de los tiempos en política, acepta la crítica como camino para mejorar y tiene una sana ambición por Málaga, según destacan quienes le conocen. A ello se une el aval de haber logrado que la institución provincial alcance la deuda cero.

Nacido el 18 de agosto de 1974 en la Clínica Gálvez de la capital en el seno de una familia sefardita. De la guardería de las Mercedes pasó al colegio público Pablo Ruiz Picasso y de allí ingresó en Gamarra para hacer el bachillerato. Se licenció en Derecho en la Universidad de Málaga, años después amplió su formación universitaria y académica en ESESA, Instituto Internacional San Telmo, IESE Business School, Deusto y ESADE Business & Law School. Asimismo, en los últimos años ha impartido clases en Esesa y en la Faculta de Derecho de la UMA.

En sus años de estudio en la universidad malagueña conoció a un grupo de estudiantes que pertenecían a Nuevas Generaciones y como la política siempre le había llamado la atención dio el paso y se afilió al PP.

En 1995, cuando el PP llegó a la Alcaldía de Málaga con Celia Villalobos, Bendodo entró a trabajar en el Ayuntamiento como director gerente del distrito Palma-Pamilla. En el año 2000, tras el asesinato de Martín Carpena entró como concejal y se puso al frente de los distritos de Carretera de Cádiz y Palma-Palmilla; ese mismo año fue elegido presidente de Nuevas Generaciones en la provincia, cargo que ocupó hasta 2005. Dos años después, fue nombrado secretario general del PP de Málaga y en 2008, este político cercano siempre a Javier Arenas, fue elegido presidente provincial del PP en sustitución de Joaquín Ramírez.

Desde entonces, y tras dos reelecciones mayoritarias, este padre de dos niños sigue al frente de los populares malagueños. En 2011 fue elegido presidente de la Diputación de Málaga con mayoría absoluta, cargo que revalidó en 2015, aunque en minoría, lo que le llevó a un acuerdo de investidura con Ciudadanos. Cuando en 2014 Juanma Moreno se hizo cargo del PP-A, le situó en el núcleo duro de la dirección regional del partido como portavoz. Ambos, además, apostaron por Soraya Sáenz de Santamaría el pasado verano en la pugna que mantuvo para liderar el PP nacional con Pablo Casado, que ganó finalmente la primarias.

Trabajador y de talante tranquilo, a Elías Bendodo, portavoz del PP en la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), le gusta comer bien -le encanta el gazpacho- y llevar una dieta mediterránea; le gusta correr por las mañanas; le marcó el libro 'El Príncipe' de Maquiavelo; su película favorita es 'El golpe'; y es aficionado del Málaga CF y el Unicaja de baloncesto. También le gustan los toros. Ahora tendrá que lidiar con la gestión del día a día de un gobierno bipartito.