Andalucía necesita 15.000 plazas más en residencias de mayores para la atención adecuada de estas personas, según la patronal del sector

Andalucía necesita 15.000 plazas más en residencias de mayores para la atención adecuada de estas personas, según la patronal del sector
J. L. Piedra

La consejera de Igualdad, Rocío Ruiz, exige una mejor financiación para avanzar en la prestación de servicios a estas personas e insiste el plan de choque para rebajar las listas de espera de la dependencia

JOSÉ LUIS PIEDRASevilla

Andalucía necesita actualmente 15.000 plazas más en residencias de mayores para la atención adecuada de estas personas, según se recoge en un informe elaborado por la patronal de este sector que pone de relieve que la media andaluza en este parámetro está por debajo de la media del resto de comunidades autónomas.

Así se recoge en el 'Estudio del caos de la dependencia: caso andaluz' elaborado por el Círculo Empresarial de Cuidados a Personas en Andalucía (Cecua) y que ha sido presentado hoy en Sevilla con la asistencia de la consejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, Rocío Ruiz, que también ha coincidido en resaltar la necesidad de incrementar estas plazas residenciales para lo que ha pedido mejorar la financiación autonómica.

El estudio indica que Andalucía es la comunidad más ágil en el reconocimiento de la situación de dependencia, llegando a algo más del 14% de los mayores de 65 años, sin embargo, para las personas que están recibiendo algún tipo de prestación no es tan positiva la situación porque algo más del 25% de los dependientes reconocidos no reciben ninguna prestación, de los cuales la gran mayoría de estos dependientes son de Grado I, los que más necesitan esta prestación.

En cuanto al déficit de plazas, éste es aún mayor en las personas mayores de 80 años que cuentan con algún tipo de financiación pública para el ingreso en residencias, según el informe. Con todo, Andalucía es una de las pocas comunidades que ha regulado el sistema de acreditación para poder concertar con la Junta de Andalucía, aunque la patronal del sector demanda que se establezcan sistemas de concertación cuyo eje central debe ser la libertad de elección por parte de las personas dependientes y sus familias.

Los empresarios del sector residencial de mayores consideran también necesaria una unificación de la normativa en materia de dependencia para adecuar la ratio y las tarifas de los servicios, ya que los costes empresariales han sufrido un incremento del 15% en los últimos 12 años en estos centros residenciales para mayores y de un 25% en el caso del Servicio de Ayuda a Domicilio.

Este aumento, a juicio de Cecua, no se ve reflejado en el precio por plaza o en el precio por hora de los servicios porque la tarifa no se ha actualizad desde hace mucho tiempo, ni ha tenido en cuenta además el incremento de costes ni tampoco del IPC. Para solucionar esta deficitaria situación, desde la patronal se propone alcanzar un gran acuerdo para el sostenimiento del Servicio de Ayuda a Domicilio en Andalucía y dignificar el trabajo de los profesionales del sector. Los empresarios ponen de relieve que para paliar este déficit los recursos necesarios son aportados por ayuntamientos y diputaciones

Cecua además plantea una redefinición integral del servicio que permita tasar las mejoras necesarias y orientar éstas a la creación de empleo y a la mejora de las condiciones laborales en el sector.

La Junta pide más y mejor financiación

Por su parte, la consejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, Rocío Ruiz, destacó la necesidad de contar con más y mejor financiación para solucionar esta situación en la atención a nuestros mayores. Para ello, Ruiz aseguró que es necesario contar un nuevo sistema de financiación autonómica que dote de más recursos a las políticas sociales del Gobierno andaluz. Para ello, invitó a ir de la mano todos los partidos andaluces a que nos acompañen a Madrid a reclamar una mejor financiación para nuestro sistema de dependencia para conseguir que sea una realidad la ansiada financiación al cincuenta por ciento entre Junta y Estado«.

Según la consejera, el objetivo es incrementar que tanto el precio de la plaza como la oferta residencial en Andalucía, por lo que insistió en exigir una mejora de la financiación con una mayor implicación del Gobierno estatal, ya que que en algunos casos es apenas del 5% del coste concertado. Por otra parte, Ruiz se ha comprometido a abordar con el sector el incremento de plazas conveniadas e incrementar la base de atención a los andaluces.

La titular de Igualdad volvió a criticar la situación realmente caótica heredada en su departamento del Gobierno socialista, como la listas de espera en dependencia con 35.000 andaluces que no figuraban en esas listas, «una realidad que, a su juicio, no difiere en demasía de algunas de las conclusiones del informe presentado por la patronal del sector.