Málaga, 6 feb (EFE).- Un grupo de investigadores de la Universidad de Málaga (UMA) es el responsable de dotar de capacidad de movimiento autónomo e interacción inteligente con los usuarios de una casa a un robot que tiene como objetivo mejorar la vida de las personas mayores.

El Grupo de Robótica Inteligente y Percepción Artificial de la UMA forma parte del proyecto "Movecare", que aúna a catorce socios internacionales entre empresas, universidades y centros de investigación, entre ellos el centro tecnológico catalán EURECAT y el Servicio Extremeño de Salud.

"Por el momento, no hay nada igual", ha señalado el profesor de la Universidad de Málaga Javier González para describir el proyecto en el que trabajará durante tres años el grupo que dirige para crear una plataforma inteligente que mejore la vida de las personas mayores mediante robots.

Ha explicado que se busca que las personas tengan el apoyo de la tecnología, "usar la inteligencia artificial como complemento al componente humano, no como sustituto, pero sí aprovechando sus enormes ventajas".

El papel principal de los investigadores de Málaga es integrar el robot en la casa de las personas mayores para que se mueva de forma autónoma e interactúe con ellas.

A partir de sensores de actividad integrados en el hogar, se medirán aspectos físicos, fisiológicos y cognitivos de los usuarios, con el fin de detectar anomalías en ellos, que serán procesadas por el robot.

"Trabajamos para que el robot sea lo más 'listo' posible, para que se adecúe a cada caso concreto", ya que debe ser capaz de realizar movimientos seguros y mostrar comportamientos "similares" a los de las personas para, por ejemplo, ceder el paso cuando sea necesario o no cruzar por delante de una televisión", ha indicado.

Ha añadido que se pretende que, a partir de la inteligencia artificial, el robot, de unos 15 kilos y 1,60 metros de altura, sea capaz de avisar a una persona si ha olvidado tomar una pastilla, de comunicarse con sus familiares si identifica un problema o de proponerle servicios de comunicación y entretenimiento.

El proyecto Movecare está financiado por la Unión Europea, dentro del programa Horizonte 2020 y cuenta con un presupuesto de 6 millones de euros, de los que 400.000 serán destinados al grupo de investigación de la Universidad de Málaga.