El mayor crucero del mundo permitirá el embarque y desembarque en Málaga

Royal Caribbean espera que unas 200 personas suban en el puerto malagueño al ‘Oasis of the Seas’, con capacidad para casi 6.300 pasajeros

PILAR MARTÍNEZMÁLAGA
Vista del ‘Oasis of the Seas’, que llegará a España por primera vez el próximo año. :: sur/
Vista del ‘Oasis of the Seas’, que llegará a España por primera vez el próximo año. :: sur

Málaga será puerto de embarque y desembarque del mayor crucero del mundo, el Oasis of the Seas, que por primera vez llegará a España el 11 de septiembre del próximo año, siendo las instalaciones portuarias de la capital de la Costa del Sol las primeras de Europa en contar con su presencia. Desde la naviera Royal Caribbean aseguraron ayer que esperan que al menos 200 cruceristas embarquen en la ciudad en el atraque previsto el próximo 25 de septiembre con destino a Rotterdam. A ellos se sumarán los pasajeros procedentes del puerto americano de Florida, que tras casi diez días de crucero decidan poner fin al mismo en la ciudad de Málaga el mencionado 11 de septiembre, dos jornadas antes del fin del trayecto que es Barcelona.

Este barco, con capacidad para 6.296 pasajeros en total ó 5.400 en ocupación doble, ha puesto ya a la venta los pasajes de unos itinerarios con el que se despedirá de los circuitos americanos y con el que se estrenará en Europa con escalas solo en tres puertos españoles: Barcelona, donde tendrá su base de los tres cruceros previstos antes de entrar en dique seco en el astillero holandés de Képpel Verolme para un mantenimiento rutinario, Málaga y Vigo.

«El destino en sí es el propio barco», señalaron desde la compañía, que explicaron que los cruceristas que decidan embarcar en Málaga el 25 de septiembre dispondrán de una jornada de navegación antes de hacer escala en Vigo y de otros dos días más en alta mar hasta llegar al destino final: Rotterdam.

Esta verdadera ciudad flotante, que cuenta con 2.394 miembros de tripulación procedentes de más de 71 países, comenzó a navegar en 2009. Las cifras sobre sus dimensiones impresionan tanto como los servicios de los que el pasajero puede disfrutar a bordo. El barco, con un registro bruto de 225.282 toneladas, 360 metros de eslora, 64 de manga, dispone de 16 cubiertas. Desde Royal Caribbean destacaron además los siete vecindarios temáticos que posee, entre los que resaltaron la piscina de saltos acrobáticos más profunda de alta mar o Central Park, el primer parque en un barco con más de 12.000 plantas naturales. También mencionaron la tirolina, dos piscinas para hacer surf, un tiovivo hecho a mano, el musical Hairspray de Broadway, una variada oferta gastronómica y 28 modernas loft suites.

La directora general de Royal Caribbean en España y Francia, Belén Wangüemert, declaró en su momento: «Podemos estar muy orgullosos de que España sea el único país de Europa que reciba al Oasis of the Seas en tres de sus puertos. Ello demuestra nuestro compromiso con el mercado y, además, beneficia desde un punto de vista turístico diferentes áreas del país. Confiamos en que esta visita sea solo el inicio de un prometedor futuro entre los barcos de la clase Oasis y el mercado español».