Los grafitis pintan mucho en el Soho

Un grupo de veinte jóvenes interviene uno de los muros del colegio García Lorca en el marco del proyecto MAUS

ANA PÉREZ-BRYANMÁLAGA
Uno de los grafitis que puede verse en los alrededores del CAC. Carlos Moret Vídeo: Antonio Carlos Vela/ Pedro J. Quero/
Uno de los grafitis que puede verse en los alrededores del CAC. Carlos Moret Vídeo: Antonio Carlos Vela/ Pedro J. Quero

Los padres que recojan este mediodía a sus hijos a las puertas del Colegio García Lorca, en pleno corazón del Soho, lo verán todo de otro color. También los vecinos, los turistas y los transeúntes que paseen por los alrededores del CAC Malaga. El enorme muro que discurre entre el margen del río Guadalmedina y la espalda del Centro de Arte Contemporáneo ha sido intervenido esta mañana por una veintena de jóvenes que durante hoy y mañana dejarán su arte estampado en la pared del centro.

La iniciativa, que representa el arranque del proyecto MAUS que trata de impulsar la imagen del Soho como barrio de las artes, está capitaneada por el colectivo de artistas urbanos Boamistura, que han puesto de acuerdo a un grupo muy heterogéneo de grafiteros para darle color al entorno.

El trabajo con los botes de spray ha comenzado bien temprano. Poco antes, los protagonistas de la intervención se reunían en una de las salas del CAC para definir el objetivo de la obra: "cada uno pinta una parte, y luego cada uno de esos fragmentos puede ser reinterpretado por otro compañero, así se fomenta el trabajo en grupo", ha explicado uno de los miembros de Boamistura, Javier Serrano, arquitecto de profesión y artista urbano por vocación.

Los jóvenes, con edades comprendidas entre los 16 y los 33 años, han estado toda la mañana trabajando sobre el muro del colegio García Lorca, cada uno estampando un boceto de estilo libre. Mañana por la mañana se espera la segunda parte de la intervención, que consiste en pintar el muro de blanco destacando con el grafiti de fondo una frase que ha de ser consensuada por el grupo. Aún se tienen que poner de acuerdo. Así que la segunda parte de la sorpresa será mañana.