Rosas a cambio de mandos de vídeojuegos

Una tienda de Guadix lanza una original iniciativa por el Día de los Enamorados

MARI CARMEN PARRAMÁLAGA
Un cliente deposita un mando por el día de San Valentín. / SUR/
Un cliente deposita un mando por el día de San Valentín. / SUR

San Valentín está a la vuelta de la esquina y los comercios saben que es una fecha que les puede alegrar algo más las ventas del mes de febrero. Cúpidos con sus flechas y corazones decoran los escaparates de las tiendas que se machacan, en estos tiempos de crisis, por diseñar promociones que capten la atención de enamorados que buscan un bonito regalo con el que sorprender a su pareja y de paso resarcir algún que otro pequeño enfado que se haya podido tener.

Entre los muchos motivos de desencuentros que pueden existir, hay uno que cada vez cobra más fuerza, la eterna lucha del vídeojuego. Una afición, que cada vez tiene más adeptos, y que deja hipnotizados a muchos hombres delante del televisor durante horas, como lo refrenda un estudio sociológico realizado por CVG (Computer and Video Games) en Reino Unido, que indica que un "72% de los hombres prefiere los vídeojuegos al sexo". De este informe han tomado nota en una tienda de Guadix (Granada) y han querido evitar que por lo menos esta semana las cifras de disputas conyugales se reduzcan algo con una iniciativa muy original. Con el Día de los Enamorados en la mente, este comercio accitano regalará rosas esta semana a quienes entreguen durante 24 horas el mando de su vídeoconsola como prueba de amor.En Romacho, que es como se llama el negocio, "saben lo importante que son para los jóvenes y no tan jóvenes sus vídeoconsolas", por ello piensan que hoy día es una gran "muestra de amor renunciar" a este hobby "por sus parejas", asegura Antonio Romacho, gerente de la tienda.

La iniciativa 'Mandos por flores' es muy sencilla y consiste en dejar el mando de la vídeoconsola en la tienda el Día de San Valentín y dejarlo allí durante toda la jornada, a cambio de este detalle el cliente recibirá una rosa. El mando, que será depositado en una urna con los datos del participante, estará bajo custodia durante las 24 horas para ser devuelto a su propietario el día 15 de febrero junto a un vale de 5 euros para compras superiores a 50 euros. Un regalo que será lo de menos, si se consigue que un día sin vídeojuegos sirva para mantener un amor eterno.

Noticias relacioandas>>¿Quién fue San Valentín?