Más de 300 personas se manifiestan para pedir la terminación del nuevo enlace de Coín con la autovía del Guadalhorce

La concentración ha tenido lugar frente a la sede de Obras Públicas en Málaga. Las obras de la carretera se encuentran paralizadas y acumulan más de tres años de retraso

J. J. BUIZAMálaga
Imagen de los concentrados. / Foto  J. J. Buiza/
Imagen de los concentrados. / Foto J. J. Buiza

Unas 300 personas se han manifestado esta tarde frente a la sede de la Delegación Provincial de Obras Públicas de la Junta de Andalucía para reclamar la terminación de la nueva carretera destinada a enlazar Coín con la autovía del Guadalhorce (A-357), una actuación que acumula un retraso de más de tres años y que permanece paralizada pese a que las obras se encuentran ya al 80% de su ejecución, según la Plataforma para la Mejora de las Carreteras del Valle del Guadalhorce, que ha convocado el acto.

Los manifestantes, llegados de municipios de toda la comarca como Alhaurín el Grande, Coín, Monda, Valle de Abdalajís, Álora, e incluso de Antequera, se han concentrado portando numerosas pancartas en las que se podía leer ¡Finalización carretera ya!.En primera línea de la manifestación han estado los representantes de la citada plataforma, que está conformada por asociaciones culturales, sociales y empresariales, así como por partidos políticos. Por ello han encabezado la manifestación, entre otros, el alcalde de Coín, Fernando Fernández, el alcalde de Alhaurín el Grande, Juan Martín, el de Monda, Francisco Sánchez, así como concejales del resto de municipios y muchos vecinos que han lanzado un grito unánime para que la Junta atienda esta reclamación necesaria y urgente, que tiene ya un largo recorrido de 20 años desde que se comenzó ha hablar del proyecto.

La construcción de este enlace, de 5,6 kilómetros, fue adjudicada a principios de 2006 y contaba con un presupuesto de 13,2 millones de euros y un plazo de ejecución de 20 meses, aunque una serie de problemas, primero con las expropiaciones y después con el terreno arcilloso sobre el que discurre la calzada, fueron retrasando los trabajos, hasta que los problemas presupuestarios de la Junta los paralizaron definitivamente.