Pau Freixas hace llorar de emoción al Festival de Málaga con ‘Héroes’, su viaje a la infancia

En su último trabajo, el cineasta retrata con “nostalgia” la época de los 80, “esa ingenuidad” de entonces “que contrasta con el cinismo de hoy”

REGINA SOTORRÍO
El equipo de 'Héroes', en la entrada del Cervantes. / P.Q./
El equipo de 'Héroes', en la entrada del Cervantes. / P.Q.

El director Pau Freixas saca al niño que lleva dentro en Héroes, un emocionante viaje a su infancia que arrancó las primeras lágrimas del Festival de Málaga. Tras hacer películas de género en las que contaba cosas que en el fondo no importaban, quería hacer una desde el estómago, explicó en la presentación, interrumpida en numerosas ocasiones por los aplausos de la prensa. En ella plasma -tan sincero como he podido ser- su historia personal y familiar, sus traumas, su relación con los amigos, los sentimientos de la niñez...

En Héroes, el cineasta retrata con nostalgia la época de los 80, esa ingenuidad de entonces que contrasta con el cinismo de hoy. Utiliza referentes del momento (desde pósters de La historia interminable o Los Goonies hasta canciones como Forever young o Ti amo) y una estética ochentera para hacer retroceder al espectador hasta un verano inolvidable.

La historia se cuenta en dos tiempos. Un hombre de hoy, agobiado porque llega tarde a una importante reunión de trabajo, y un niño de ayer, con su pandilla de colegas con los que hacía travesuras. Eva Santolaria, Álex Brendemuhl, Lluis Homar y Emma Suárez representan a los adultos. El reparto infantil lo componen Ferran Rull, Álex Monner, Mireia Vilapuig, Joan Sorribes (un chico con Síndrome de Down), Marc Balaguer y Nerea Camacho (Camino), que confiesan haber hecho una piña durante el divertido rodaje de la cinta. ¡Ojalá se repitiera!, coincidían todos.

Pau Freixas tuvo que enfrentarse a su miedo a rodar con niños. La noche antes de empezar estaba muy asustado, pensaba: dónde me he metido. Ahora tiene otra opinión muy diferente. Me han dado el año de mi vida. Aunque nadie fuera al cine al ver la película, me ha compensado infinito estar con ellos, decía emocionado, acompañado del coguionista de la cinta, Albert Espinosa (guionista de Planta Cuarta). Juntos hemos contado nuestra historia, nuestra época y la echamos de menos, aseguró.

Videocreación: Ollerías, el primer peldaño hacia el Cervantes

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos