La directiva espera poder fijar los partidos a las cinco

Seguirá dependiendo del Madrid y el Barcelona, aunque parece que jugarán los sábados o los domingos a las siete

D.L.| LA LÍNEA

Fue una de las polémicas de la pasada temporada. Un amplio sector de la afición albinegra se quejó en incontables ocasiones durante el último ejercicio liguero de los cambios de horarios que la directiva realizaba para los partidos del equipo en Segunda B.

De esta forma, esta temporada parece que la situación volverá a la normalidad, aunque los horarios seguirán dependiendo de cuándo jueguen el Real Madrid y el Barcelona, para evitar que el equipo pueda perder ingresos de taquilla.

El hecho de que esta temporada la mayoría de los partidos puedan disputarse en el horario habitual (17.00 horas), podría deberse a que con la adquisición de los partidos por parte de Digital Plus, el Real Madrid y el Barcelona jugarán la mayoría de sus encuentros a las 19.00 horas, o los sábados por la tarde, lo que solucionaría el problema principal de los albinegros a este respecto.

En el pasado ejercicio fueron siete los partidos que se jugaron en horario matinal, también muy valorado por otro sector de la hinchada albinegra.

Los partidos

El primero, y aunque por obligación federativa, fue ante el Melilla en la jornada 10 del campeonato, a finales del mes de octubre. Cuatro jornadas más tarde, los linenses recibieron al Lucena con el mismo horario matinal.

El segundo encuentro de la segunda vuelta de la competición también se disputó por la mañana. Fue ante el Real Jaén.

Hubo que esperar ocho semanas más para volver a ver un encuentro por la mañana. Fue el 22 de febrero ante el Portuense, en uno de los pocos encuentros que los albinegros vencieron en el pasado ejercicio liguero.

Ante el Linares, exactamente un mes más tarde, los de Baby jugaron a las 12.00 horas en el encuentro posterior a la emisión del segundo comunicado de prensa por parte de los doce jugadores albinegros que reclamaron el cobro de su salario.

En la trigésimo cuarta jornada, para recibir al Granada se optó por el mismo horario, y falta de tres jornadas, también se jugó por la mañana ante el Betis B.

Problema añadido

Además, la Balona podría encontrarse con otro problema, y es que el derbi con el Algeciras se juega entre semana en casa, por lo que lo lógico sería disputar este encuentro por la noche, lo que sería un problema ante la falta de iluminación artificial, que podriá no estar arreglada para entonces, dado el retraso de las obras, aunque parece que el compromiso de la empresa es total.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos