Los médicos más codiciados

ermina el MIR la primera promoción de facultativos de familia que han estado cuatro años formándose como especialistas en hospitales y centros de salud. Estos profesionales salen al mercado laboral coincidiendo con la huelga para reclamar al SAS que realice más contrataciones en atención primaria

ÁNGEL ESCALERA| MÁLAGA
Profesionales del SAS reclamaron ayer ante la Delegación de Salud más contrataciones. / CARLOS MORET/
Profesionales del SAS reclamaron ayer ante la Delegación de Salud más contrataciones. / CARLOS MORET

Han sido cuatro años de formación que han valido la pena. La primera promoción de médicos internos residentes (MIR) de medicina de familia que ha superado cuatro cursos en vez de tres ya está disponible para comenzar a ejercer su profesión. Su salida al mercado laboral ha coincidido con la huelga realizada en los centros de salud del distrito sanitario Málaga, protesta convocada por el Sindicato Médico para exigir al SAS que haga más contrataciones.

En total, han concluido su residencia 54 facultativos de familia que han rotado tanto por centros de salud como por hospitales de Málaga. Esta es la promoción mejor formada en cuanto al tiempo que ha pasado haciendo el MIR, puesto que han sido cuatro cursos de aprendizaje y no tres. «El programa que se da es muy extenso y en tres años estaba muy ajustado, por eso se decidió incrementar un curso más», explicó a este periódico el coordinador de la Unidad Docente de Medicina de Familia de Málaga, Daniel Prados. La primera promoción de cuatro años empezó en 2005 y ha terminado hace unos días.

Cuatro cursos

El primer curso hicieron seis meses en centros de salud y otros tantos en hospitales; el segundo estuvieron en hospitales; el tercero permanecieron medio año en centros de salud y otro medio en hospitales, y el cuarto han estado íntegramente en centros de salud.

Una vez lograda su especialidad, las perspectivas de trabajo que se les presentan son buenas. Su formación les permite desarrollar la profesión tanto en centros de salud como en servicios de urgencia hospitalarios o extrahospitalarios (atención primaria).

«Otros años las salidas que han tenido los médicos de familia tras acabar el MIR han sido excelentes, confío en que este también lo sean. Desde luego, esos facultativos están muy bien formados», aseguró el doctor Prados.

El SAS tiene una buena cantera donde elegir para cubrir sustituciones este verano y para hacer contratos de mayor duración.

Casi treinta años después de que se pusiese en marcha la especialidad de medicina de familia, la calidad formativa de esos profesionales ha mejorado mucho: cada vez están más capacitados para resolver más problemas asistenciales en su tarea diaria. «El elevado nivel de conocimientos que tienen estos médicos hace que, en principio, no debieran encontrase con muchas dificultades a la hora de conseguir un empleo, sobre todo porque hacen falta facultativos en atención primaria», señaló el coordinador de la Unidad Docente de Medicina de Familia de Málaga. Añadió que en Europa la mitad de los profesionales de la Medicina son facultativos de familia, mientras que España la proporción es del 35-40%.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos