El SPEE entrega por primera vez en la ciudad los 'Certificados de Profesionalidad'

SUR
Joaquín Arana. / SUR/
Joaquín Arana. / SUR

El Servicio Publico de Empleo Estatal ha entregado por primera vez en la ciudad los 'Certificados de Profesionalidad', unos títulos que acreditan las competencias adquiridas por los profesionales mediante acciones de formación profesional ocupacional y continua, contratos de aprendizaje y para la formación, la experiencia laboral u otras vías no formales de formación, sin que ello constituya regulación del ejercicio profesional.

En concreto, han sido 159 los melillenses que han obtenido este documento gracias a su participación en el Plan de Formación e Inserción Profesional (Plan FIP) desarrollado entre abril de 1.998 y diciembre de 2003 y que han superado todos los itinerarios formativos para la obtención de dicho título. De este modo, la duración de los cursos ha oscilado según la familia profesional a la que pertenecía, por lo que iban desde las 120 a las 1.150 horas lectivas.

Así, uno de los objetivos que persigue los 'Certificados de Profesionalidad' es dotar a la certificación profesional de validez nacional para facilitar la transparencia del mercado de trabajo y la movilidad laboral. De esta forma, entre las familias profesionales de las que se han expedido los 'Certificados de Profesionalidad' se encuentran la agraria, la del profesional de administración y gestión, la de comercio y marketing, la de edificación y obras públicas o la de turismo y hostelería.

Todas aquellas personas que reciban una carta en los próximos días del Servicio Publico de Empleo Estatal son las que han obtenido el 'Certificado de Profesionalidad' y, por tanto, han cumplido el itinerario formativo para la expedición de dicho titulo. A partir de diciembre de 2008 para la obtención del 'Certificado de Profesionalidad' además habrá que realizar pruebas específicas.

En la actualidad sólo existen dos organismos con capacidad de extender títulos de Formación Profesional, por un lado el Ministerio de Educación y Ciencia y, por otro, el Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales.