La nueva Facultad de Psicología de la UMA será realidad en un plazo de 16 meses

La nueva Facultad de Psicología de la UMA será realidad en un plazo de 16 meses
Ñito Salas

Colocada la primera piedra de un edificio que será singular, sostenible y con el clima de Málaga como protagonista

Francisco Gutiérrez
FRANCISCO GUTIÉRREZ

La Universidad de Málaga ha colocado esta mañana la primera piedra de la que será la futura Facultad de Psicología en la ampliación del campus de Teatinos, una obra que estará terminada en un plazo de 16 meses y que tendrá un coste de 20 millones de euros. El proyecto es de los arquitectos Eduardo Pérez y Miguel Ángel Sánchez y la obra ha sido adjudicada a las empresas Ferrovial Agromán y construcciones Lasor.

Además

La vicerrectora de Smart-campus, Raquel Barco, ha reconocido los problemas que han afectado al edificio con el cambio de normativas urbanísticas y aérea durante su tramitación. “Se ha postergado más de lo que hubiéramos querido”, ha dicho, pero será un edificio representativo del concepto de ‘smart campus’, con innovación tecnológica para conseguir un campus más sostenible y agradable, con medidas de eficacia energética y que se integra perfectamente en el entorno.

Eduardo Pérez, como uno de los arquitectos de LLPS y autor del proyecto junto a Miguel Ángel Sánchez, ha indicado que desde 2008 ha sido un largo camino, pero que esto también les ha permitido “seguir pensando en el edificio” e integrar todos los conceptos de sostenibilidad. El clima de Málaga será el protagonista de la nueva facultad, que actualiza el concepto de patio andaluz lleno de aire y luz los espacios y crea ambientes agradables mediante jardines verticales.

En representación de la facultad han intervenido la actual decana, Rosa Esteve, así como su antecesor Julián Almaraz. Han coincidido en señalar que este edificio supondrá acabar con los problemas de espacio que padecen ahora mismo al compartir edificio con Ciencias de la Educación. Esteve ha afirmado que los espacios “influyen en el comportamiento de las personas” y su disposición “tiene relación directa con la calidad de vida”. La nueva facultad les permitirá retomar proyectos de investigación aparcados, plantear nuevas titulaciones y “recoger a los alumnos que tenemos dispersos por distintos aularios”.

El rector, José Ángel Narváez, ha agradecido el trabajo de todo el equipo que ha hecho posible que hoy se haya iniciado esta obra, que arrancó con la anterior rectora, Adelaida de la Calle. También ha aprovechado para recordar a las administraciones que “una obra no puede retrasarse 9 años por cuestiones burocráticas”, ya que resta agilidad cuando se les exige estar en primera línea: “esto nos lleva a la frustración y la melancolía, nada recomendables en nuestro trabajo” ha dicho el rector.

Fotos

Vídeos